The Good Doctor 5×06: One Heart

The Good Doctor 5x06: One Heart

The Good Doctor 5x06: One Heart

Series: The Good Doctor

4 Stars

Summary

Shaun y Park se enfrentan mientras buscan salvar la vida a sus respectivos pacientes, mientras Morgan planea hacerse cargo de la clínica de Aaron ahora que no está.

Coder Credit

The Good Doctor regresa tras otro parón con un episodio que tiene un poco de todo y que recuerda a los inicios de la serie. Las cosas en el hospital están más estables y nuestros protagonistas pueden centrarse por completo en su trabajo, dándonos dos casos bastante emotivos y que a la vez sirven para concienciar sobre la donación de órganos. Análisis CON Spoilers a continuación.

Después del último capítulo nos quedamos preocupados por el hecho de que Lea hubiera borrado las valoraciones negativas a Shaun, y temíamos que su trabajo corriera peligro. Veremos que la chica sigue abrumada pero no se lo ha contado a su prometido sino que se marcha en busca de Aaron para pedirle que regrese a la ciudad porque Shaun lo necesita. Ambos tendrán varios tira y afloja durante el capítulo pero finalmente el hombre le asegurará a Lea que Shaun y ella son perfectos el uno para el otro, que ella es la que mejor ha sabido tratar con Shaun desde el principio y que debe sincerarse con él.

Por ahora parece que nadie se ha enterado de lo que hizo la chica al borrar los registros, pero puede que cuando se lo cuente a su prometido este insista en decírselo a Salen y las cosas se vuelvan aún más peliagudas. Pero en el episodio hemos tenido a Shaun tranquilo, dirigiendo un caso y creyendo que Lea se había marchado a un simple viaje de negocios. ¿Se enfadará con ella cuando descubra toda la verdad?

 

Vayamos con lo sucedido en el hospital. Shaun y Asher tienen a un paciente con graves daños y con hemorragia interna que tiene muy difícil recuperación. Ambos, con ayuda de Lim en quirófano, tratarán de salvar su vida sea como sea pese a que lo tengan todo en contra. Para complicar aún más las cosas, Park se entromete al descubrir que el paciente es del grupo sanguíneo 0 negativo, el grupo más raro, lo que lo convierte en el donante perfecto para un niño que necesita urgentemente un trasplante de corazón.

Park se pone en contacto con la madre del niño para que lo lleve en seguida al hospital y así hacerle las pruebas pertinentes para ver si es compatible. Es comprensible que el hombre quiera salvar la vida de su paciente, pero lo ha hecho todo tan mal que nos frustra en más de una ocasión. Primero le da muchas esperanzas a la madre del chaval sin haber hablado primero con Shaun o el padre del posible donante, y después se enfrenta duramente a Shaun. Estaba claro que el joven cirujano no iba a tirar la toalla a las primeras de cambio y su principal objetivo era salvar la vida del paciente crítico, pero además sabemos que SIEMPRE cumple las normas y ver que Park se las salta, le pone aún más nervioso.

Park debería haberlo enfocado de otra manera, pero tiene suerte porque se trata de Shaun que no es rencoroso y no se toma las cosas de forma personal, porque si esto se lo hace a cualquier otro médico, habríamos tenido bronca. Finalmente veremos que Shaun asume que no puede salvar a su paciente, encuentra la forma de que el corazón sí sea viable para el trasplante y logran salvar la vida del niño. Además tenemos una escena muy conmovedora al final cuando Shaun y Asher van a ver al padre del donante para darle un listado de todas las personas a las que su hijo ha ayudado con la donación de órganos, y que nos recuerda todo el bien que podemos hacer con este gesto. Si queréis saber más de la donación de órganos en España, podéis visitar esta página.

 

Este caso ha tenido un profundo impacto en Asher ya que la tensa relación entre el paciente y su padre le ha recordado mucho a su propia relación con su progenitor. Sabemos desde que Asher llegó al hospital que no mantiene apenas contacto con su familia porque no aceptan quién es y eso le afecta mucho por más que intente ocultarlo. Ver que el hombre se lamentaba por no haber podido resolver los conflictos que tenía con su hijo, le hacen replantearse si podrá hacer las paces con su padre y nos deja la puerta abierta a que más adelante podamos conocer a su familia.

No me olvido de mencionar que han vuelto los flashbacks del pasado de Shaun: ¡Hacía tiempo que no los teníamos! Esta vez nos encontramos a nuestro protagonista como universitario, desquiciado porque cree que le corrigieron mal una pregunta de un examen y no puede dejarlo pasar pese a que Aaron intente restarle importancia. Ha sido genial poder ver otra vez la dinámica padre/hijo de estos dos, y se hace más evidente que Shaun añora mucho a su mentor aunque no lo diga. Va a su despacho en busca de inspiración y hasta se compra un patrón de punto para desconectar tal y como Aaron le enseñó años atrás.

Por otro lado, asistimos al ascenso de Morgan que nos ha pillado un poco por sorpresa y que veremos si no acaba pasándole factura. Todo comienza con la mujer yendo a ver a Salen para hablarle de una oferta de contrato con una empresa, la dueña del hospital le da luz verde para negociar el acuerdo y Morgan se prepara a hacer un reconocimiento médico a la futura socia del hospital. El problema llega cuando descubre que la mujer tiene un tumor en el nervio óptico y va a perder bastante visión.

 

Morgan encuentra una solución para que su paciente mantenga toda la vista pero es muy cara y Salen no lo aprueba. La doctora se encuentra el dilema de llevar a cabo el procedimiento que salvará la vida de la mujer y un sesenta por ciento de su visión, o ser sincera y decirle que hay una opción mejor pero en el hospital no se la van a poder realizar. Morgan decide ocultar lo de la segunda opción y sólo le presenta una solución que la paciente acepta contenta de saber que no se va a morir. Veremos que Morgan parece sentirse mal en varias ocasiones pero sigue adelante, logrando la aprobación de Salen y su nuevo puesto como responsable de la clínica que Aaron abrió.

Por último vemos que la cita de Salen y Andrews del capítulo anterior fue bastante bien y han seguido quedando. Andrews se interesa bastante por cómo van las cosas en el hospital y no duda en engañar a otro médico para que así firme su nuevo contrato y Salen no lo despida, tengo mis dudas sobre si el hombre realmente está interesado en su jefa o si todo es una estrategia para conseguir información. ¿Vosotros qué pensáis?

The following two tabs change content below.

Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.

About Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.