Supernatural 12×13: Family Feud

Supernatural 12x13: Family Feud

Supernatural 12x13: Family Feud

Series: Supernatural

3 Stars

Summary

Las extrañas muertes de varios profesores, llevan a Dean y Sam a investigar un caso de fantasmas del que saben más de lo que piensan.

Coder Credit

Tras el inolvidable capítulo de la semana pasada, se nos presenta un episodio del monstruo de la semana en el que también tendremos respuestas a varias preguntas que llevábamos tiempo haciéndonos. Y no podía faltar el drama familiar, que esta vez no solo estará únicamente relacionado con los Winchester.

Desde el parón de invierno nos estábamos preguntando qué había sido de Kelly, la mujer embarazada de Lucifer, y cómo era posible que estuviera escondida sin que nadie pudiera dar con ello. Después de que en el anterior episodio nos hablaran de los príncipes del infierno, y de Dagon, quien estaba interesada en la humana y su bebé, pensábamos que tal vez éste fuera el motivo de que nadie pudiera localizarla. Pero no, no ha sido hasta justo ahora cuando por un lado unos ángeles la encuentran, al mismo tiempo que Dagon que la salva de una muerte segura dispuesta a proteger al niño que lleva en su interior. Necesito que me expliquen cómo demonios ha podido Kelly mantenerse fuera del radar durante tantos meses.

La otra explicación que necesitábamos urgentemente era cómo había acabado Lucifer en manos de Crowley y también tenemos respuestas. A través de un flashback, vemos como Crowley adulteró el conjuro de Rowena para que Lucifer no fuera a la jaula sino a su antiguo recipiente: recuperado, reparado y mejorado por Crowley para que pueda soportar el poder de Lucifer sin descomponerse. En otras palabras, Lucifer seguirá siendo Mark Pellegrino y no habrá más sustituciones cutres. Las esposas que retienen al Diablo están hechas del mismo material que la jaula y Crowley confía en mantener a Lucifer preso para poder vengarse. Lo que no sabe, y se entera a través de éste, es que Lucifer Junior sigue existiendo y los Winchester le mintieron al decirle que se habían encargado de ese asunto.

Crowley y Rowena tienen sus más y sus menos

En cuanto al caso, sabemos que se trata de fantasmas ya desde la primera escena cuando vemos a una mujer ser asesinada por uno. Pese a que se trata de un flashback de seis meses, veremos que tiene relación con el caso en el comienzan a trabajar los hermanos. Dean llama a Mary por si quiere acompañarles pero ella se excusa diciendo estar cansada, ya que aún no se ha recuperado de lo ocurrido la semana anterior. Sam supone que su madre necesita tiempo, pero Dean sospecha que les oculta algo y no se equivoca, puesto que Mary está en ese momento trabajando con los hombres de letras británicos.

Dean y Sam no tienen que investigar mucho para encontrar la conexión entre las víctimas, se trata de profesores o responsables de grupos escolares que han visitado recientemente un museo. Cuando se ponen a indagar por las colecciones del museo por si descubren alguna pista, Dean no tarda en reconocer los restos de un barco hundido: el bergantín donde Gavin, el hijo de Crowley, debería haber muerto si no hubiera sido sacado de su línea temporal por Abaddon hace unos años. Los Winchester quieren hablar con Gavin para que les ayude con información sobre el barco, pero como Crowley se niega a ayudarles, contactan con Rowena para encontrar a su nieto.

Los cuatro visitarán el museo para que el chico eche un vistazo a los restos del barco, les habla de algunos de los pasajeros, entre ellos una profesora, y acaba reconociendo un objeto del catálogo. Se trata de un medallón que le regaló a su novia Fiona antes de marcharse, la chica quería ir con él pero Gavin se negó, luego él desapareció y sospechan que la chica subió al barco como polizón. Cuando van a buscar en medallón entre los objetos expuestos descubren que no está, y es que el fantasma lo ha introducido en el bolsillo de una profesora que ha ido de excursión con sus alumnas ese mismo día. Una de las responsables del museo les dice el colegio que ha estado allí de visita, y van a toda prisa para evitar otra muerte. Sin embargo, llegan tarde y solo salvan la vida de una profesora mientras que la otra ya ha sido asesinada.

Rowena les ayuda a dar con Gavin

Gavin contacta con Fiona mediante un conjuro, el fantasma de la chica se le aparece y le cuenta lo que sucedió en el barco. La tripulación abusó de ella y los pasajeros no la ayudaron, incluso la profesora le dijo que se lo merecía, motivo por el que ahora se está vengando de los profesores que se cruzan en su camino. Gavin se siente culpable, tanto por lo ocurrido a su novia como por las muertes que ha causado, momento en el que los Winchester le ofrecen una solución: devolverle a su época, que suba al barco y muera tal y como estaba previsto. Crowley aparece en ese instante diciendo que no lo permitirá, pero su hijo está decidido, y Rowena impide que el demonio se lo pueda llevar.

La bruja alega que Gavin es mejor persona que ellos dos, y que deben dejarle tomar su decisión, pero realmente se está vengando de Crowley porque éste la obligó a matar al chico al que quería como un hijo para el conjuro de la marca de Caín. El drama de la familia MacLeod es muy grande en este episodio, no llega al nivel de los Winchester pero se le acerca. Finalmente, Dean y Sam ayudan a Gavin a realizar el hechizo y regresar al pasado de donde nunca debió salir, impidiendo que Fiona se convierta en un fantasma vengativo y evitando todas las muertes de los últimos días.

Por último, aparece Mary en el búnker y les confiesa que está colaborando con los hombres de letras británicos, algo que ninguno de los hermanos se toma bien. Le recuerdan que les han torturado e intentado matar, que no se pueden fiar de ellos, y no comprenden que su madre esté yendo de caza con esa gente. Mary intenta explicarles que son muy eficaces y pueden aprender de ellos, pero así no les va a convencer, al menos no por ahora.

The following two tabs change content below.

Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.

About Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.