Reyes de la Noche: Temporada 1

Reyes de la Noche

Reyes de la Noche

4.5 Stars

Summary

Francisco Javier Maldonado, alias Paco el Cóndor, es el periodista deportivo más importante de la radio española en los 80. Los oyentes le admiran, los jugadores le temen, los presidentes de clubes (y el gobierno) le odian. Cada medianoche reúne a millones de oyentes junto al transistor. Desde hace años, el Cóndor no tiene rival. Hasta ahora.

Coder Credit

El próximo 14 de mayo llega a Movistar+ su nueva serie original centrada en la rivalidad entre dos espacios deportivos en la radio española de finales de los años ochenta. Protagonizada por Javier Gutiérrez, Miki Esparbé e Itsaso Arana, la temporada de seis episodios nos trasladará a una época en la que la radio era diferente, acompañando a unos personajes que están decididos a todo por triunfar. En Series On Day hemos podido ver la temporada completa y os contamos SIN spoilers qué nos ha parecido.

Creada por Cristóbal Valor y Adolfo Garrido, y dirigida por Carlos Theron y el propio Valor, la apuesta de Movistar+ para este mes de mayo es totalmente acertada y nos hace disfrutar desde el minuto uno, creando todo un carrusel de emociones que pasan de la comedia al drama y a la tensión en un momento. El peso de la trama recae principalmente en Paco Maldonado “El Cóndor” (Gutiérrez) y “Jota” Montes (Esparbé) quienes pasan de ser compañeros a rivales en la misma franja horaria, pero además de sus tramas en lo referente al trabajo veremos también sus problemas personales que de una forma u otra acaban llegando hasta los mismos programas.

Todo comienza a finales de temporada: el programa liderado por Paco y con Jota como su mano derecha es líder de audiencia, saben que son los preferidos por los oyentes y eso hace que Paco quiera más. Y cuando le llega una oferta para pasarse a la competencia, no dudará en apretar las tuercas de sus jefes para conseguir más dinero o marcharse con todo el equipo. El primer episodio se centrará en este tira y afloja entre Paco y su jefe, el periodista sabe que es el mejor y que tiene la sartén por el mango, lo que hace que no dude en en hacer lo que quiera para salirse con la suya.

Por contra, Jota no está tan decidido a marcharse y en muchas ocasiones no le gustan los métodos de su jefe y compañero, si Paco es el que arrastra a los seguidores con sus frases incendiarias y sus ataques a entrenadores, jugadores e incluso presidentes, Jota es el corazón del grupo, el único capaz de frenar a Paco cuando cree que va a jugar demasiado sucio.

No es de extrañar que finalmente Paco se marche a la competencia con el resto de integrantes de su equipo a excepción de Jota, quien permanecerá fiel a la emisora y tendrá el complicado reto de plantarle cara. Mientras que todo el mundo considera que es un suicidio enfrentarse al Cóndor, Jota tiene ilusión por cambiar las cosas y hacer un programa deportivo diferente y, para ello, se reunirá de un equipo formado por distintos profesionales relacionados con el fútbol que jamás habrían tenido cabida en el programa de Paco.

A lo largo de la temporada asistiremos a la rivalidad absoluta que derivará en odio y en ganas de machacar al otro entre ambos hombres, con Paco jugando sucio como está acostumbrado a hacer, mientras que Jota intenta ser íntegro con su trabajo, sin querer airear los trapos sucios de nadie porque no lo considera honesto.

Entre tanta testosterona se encuentra Marga Laforet (Arana), presentadora del programa que va inmediatamente después de que Jota termine el suyo. Es una periodista que aspira a algo mejor que escuchar a hombres desesperados que llaman de madrugada para decirle obscenidades, su relación con Jota pasará por altibajos a lo largo de la temporada y comprenderemos más de una vez su frustración porque no la toman en serio, y el tener que luchar de manera sucia como los hombres de su entorno para que la tengan en consideración.

Hablemos de las actuaciones. Gutiérrez hace una magistral interpretación del Cóndor, un personaje con el que disfrutas, odias y al que acabas deseando que todo le salga mal. Egocéntrico, egoísta, machista y manipulador, es muy fácil posicionarse en su contra, pese a que en ocasiones vemos que tiene su corazón. Y es que Paco tiene un punto débil: su mujer Marisa (Chiqui Fernández), la única persona por la que es capaz de tragarse su orgullo y hacer algo bueno. Si el hombre haría cualquier cosa por su esposa, vemos que la relación con su hijo Jorge hace aguas por todas partes, y el posicionar su carrera sobre su familia le ocasionará más de un quebradero de cabeza.

Es maravilloso ver a Gutiérrez en este papel, observar todos matices de su interpretación, cómo cambia su tono de voz según la situación: según si está trabajando, hablando informalmente con sus compañeros o cuando está con su familia. Es un personaje muy completo, muy interesante y del que quieres saber más para intentar comprender por qué es como es. Lo mismo podemos verlo siendo cariñoso con su mujer, para después verlo lanzarse al cuello de un entrevistado, o amenazar a quien haga falta para lograr lo que quiere. El sobrenombre del Cóndor está muy bien elegido, porque una vez Paco visualiza a su presa se lanza sobre ella sin ningún miramiento, y haced caso: no queréis ser su objetivo.

Esparbé nos ofrece un gran trabajo como Jota Montes con el que rápidamente empatizamos. Es la cara amable de este oficio, el que no quiere hacer daño pero acaba recibiendo palos por todos lados pero no se rinde porque confía en que todo mejorará. Es un hombre amable, una buena persona y tiene ilusión por su nuevo trabajo, pero poco a poco la dificultad de la situación y enfrentarse a los trucos retorcidos de su rival van haciendo mella en él.

El personaje de Esparbé también nos mostrará varias caras, y seremos testigos de que es capaz de ir con todo cuando es necesario. No quiere perder su ética, quiere ser fiel a sus principios pase lo que pase y eso, en un mundo tan despiadado como es el de la radio, es casi una sentencia de muerte tal y como comentan otros periodistas a sus espaldas.

También podemos destacar la actuación de Arana como Marga, una mujer en un mundo muy machista, una periodista que quiere hacer algo mejor y que pasará por varias fases a lo largo de la temporada. El personaje de Marga es un contrapunto perfecto a toda la tensión y conflicto que hay entre los personajes masculinos, ella también es ambiciosa y es consciente de que lo tiene muy difícil, además de verse entre la espada y la pared en más de una ocasión porque su manera de mejorar y mantenerse fiel a sus principios puede suponer problemas para otros.

Marga tendrá que evaluar sus prioridades, ver si está dispuesta a sacrificar su lealtad hacia los suyos y su integridad por ascender en su carrera. Es algo que nos hacer ser conscientes de que las cosas no son tan diferentes en la actualidad, y una mujer ambiciosa que quiere aspirar a más va a ser juzgada por su entorno mientras que un hombre que actúe exactamente igual no será tan mal visto por sus compañeros. Sí, Marga puede hacer algunas cosas mal y podemos enfadarnos con ella pero viendo todo lo que tiene que tragar, solo nos queda pararnos a pensar: ¿acaso tiene otra manera de conseguir lo que sabe que merece?

Los personajes secundarios complementan perfectamente a los protagonistas. Tanto el equipo del Cóndor como el de Jota hacen un genial acompañamiento de sus “líderes”, dándoles justo lo que necesitan. Además conoceremos a personajes del mundillo del fútbol que aparecerán tanto como para aportar comedia como para mostrar la realidad deportiva de la época: futbolistas, entrenadores, árbitros y hasta Jesús Gil harán acto de presencia.

Pese a que en el inicio de cada episodio nos informan de que se trata de una serie de ficción, las figuras de Paco y Jota y su gran rivalidad serán muy familiares para los seguidores de los programas deportivos de aquellos años, mientras que para los que éramos niños entonces, nos resulta muy interesante poder ver esa parte de la historia de la que no fuimos muy conscientes. Y a la vez podemos ver muchas semejanzas con otro suceso más reciente cuando el equipo de Paco decide marcharse a la competencia. No dan nombres, ni los daremos nosotros, pero los guiños están ahí para quien quiera verlos.

También encontraremos bastante crítica a la forma de hacer radio de la época, las pullas a que sólo se hablaba de fútbol en estos programas y parecía que el resto de deportes no existían. Y aunque ahora otras disciplinas deportivas tienen su espacio, seguimos viendo que en España el primer deporte del que se habla en los programas deportivos es el fútbol, y esto da que pensar.

En resumen, Reyes de la Noche es una serie perfecta tanto para los amantes del fútbol como para lo que no lo son. Los que oímos partidos por la radio disfrutamos enormemente viendo la serie, pero lo mismo ocurre con los que no son seguidores, la rivalidad de Paco y Jota nos atrapa desde el principio y pronto nos involucramos en la historia. La trama, las actuaciones y el trasfondo conforman una primera temporada redonda, que nos deja con ganas de más y que sin duda no va a pasar desapercibida. ¿Os animáis a volver a la radio de los ochenta?

The following two tabs change content below.

Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.

About Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.