‘Quien a hierro mata’, la importancia del contexto

Quien a hierro mata

Quien a hierro mata

2 Stars

Summary

Mario es un enfermero de una residencia de ancianos que está a punto de tener un hijo con su mujer, Julia. Pero, después de que le diagnostiquen una enfermedad degenerativa, el narcotraficante Antonio Padín sale de la cárcel e ingresa en la residencia de Mario, que tendrá que hacerse cargo de cuidarlo. Cuando Toño y Kike, los hijos de Padín, tienen un problema con uno de los proveedores por un negocio que termina mal, Toño va a hablar con su padre para que pague la fianza de Kike y le saque de la cárcel, pero se niega. Intenta convencer al enfermero de que interceda para que el narcotraficante pague la fianza, pero Mario tiene sus propios planes.

Coder Credit

Atresmedia participa en una nueva ficción sobre el narcotráfico gallego después del éxito de 'Fariña', la mini-serie de diez capítulos que estrenó (con mucha polémica) el año pasado

'Quien a hierro mata', la nueva apuesta del cine español sobre narcotráfico gallego, llega el 30 de agosto a los cines con Luis Tosar, María Vázquez ('Fariña'), Ismael Martínez ('Cuerpo de élite'), Enric Auquer ('La hija de alguien') y Xoán Cejudo ('Una extraña mirada') en los papeles protagonistas.

Esta vez, la historia se centra en Mario (Luis Tosar), un enfermero de una residencia de ancianos que está a punto de tener un hijo con su mujer, Julia (María Vázquez). Cuando el narcotraficante Antonio Padín (Xoán Cejudo) sale de la cárcel e ingresa en la residencia por una enfermedad degenerativa, la directora le pide a Mario que se encargue de cuidarle. Pero los hijos de Padín, Toño (Ismael Martínez) y Kike (Enric Auquer), que ahora están a cargo del negocio familiar, tienen un problema y Toño acude a su padre para pedirle ayuda. Ante la negativa del narcotraficante, Toño intenta persuadir a Mario para que lo convenza, pero Mario tiene otros planes.

Al frente de 'Quien a hierro mata' están el director Paco Plaza (la saga 'REC') y los guionistas Juan Galiñanes y Jorge Guerricaechevarría ('Celda 211' o 'Los crímenes de Oxford'). Pero los antiguos éxitos no garantizan los nuevos, y, a pesar de haber trabajado en películas que se han hecho un hueco entre los títulos más sonados del cine español, 'Quien a hierro mata' se queda a medio camino de ser un éxito.

¿Por qué? Porque la película completa apenas aporta más información que la ya detallada en la sinopsis y en el tráiler. Parece que da las pinceladas justas para aportar un contexto mínimo que explique las decisiones de los personajes, pero no se atan cabos. No se relaciona la información, solo se deja caer. Es el borrador de lo que podría ser una buena película, un argumento sin pulir.

Tampoco ayuda que no se cuente nada sobre los personajes. No se sabe prácticamente nada de la vida de ninguno, son un elemento más de la acción, un componente básico para que funcione la historia. De cuatro de los protagonistas (Julia, Kike, Toño y Antonio Padín) se sabe solo el nombre, y de Mario se sabe un poquito más para justificar que haya una historia. Y ya está. Pero los personajes son algo fundamental, y, si no se aporta un marco en el que el espectador pueda entender la motivación de los protagonistas, cómo son, cuál es su historia y por qué actúan como actúan, el argumento puede dejar de funcionar y ser lo que es en 'Quien a hierro mata': un puzle del que, al terminar la hora y media de película, solo se tiene un puñado de piezas.

A favor de la película están las buenas actuaciones del reparto y los diálogos del guion. Los actores hacen muy buen trabajo y algunos consiguen que se vea la evolución de su personaje con los giros del argumento, como es el caso de Ismael Martínez interpretando a Toño Padín. Respecto al guion, las conversaciones son muy naturales y, a pesar de ser un drama, tiene golpes de comedia absolutamente brillantes.

En cuanto a la banda sonora, es muy buena a veces. En algunas escenas encaja estupendamente, consigue un estilo completamente acorde a la película con instrumentos tradicionales de la cultura gallega; pero en otras parece que va aparte del argumento y saca al espectador de la historia.

Podría ser una buena película. Tiene un buen argumento, una reflexión interesante y no es la típica película de narcotráfico, lo que es un punto a su favor. Pero le falta mucho peso a la historia, más complejidad. Parece un cortometraje de una hora y media. Y no ayuda el hecho de que algunos giros sorprendan porque no encajan con los demás acontecimientos. Que en una película haya drama porque sí no funciona, y no basta con tener al director de 'REC' y al guionista de 'Celda 211' para que 'Quien a hierro mata' sea buena.

The following two tabs change content below.

Andrea Arias

Empecé a perseguir historias con Castle y me topé con el mundo del cine y las series. Ahora, para mí, las buenas películas y series suelen tener un policía y un caso, o, en su defecto, un escritor sarcástico.

About Andrea Arias

Empecé a perseguir historias con Castle y me topé con el mundo del cine y las series. Ahora, para mí, las buenas películas y series suelen tener un policía y un caso, o, en su defecto, un escritor sarcástico.