Person of Interest 5×04: 6.741

Person of Interest 5x04: 6.741

Person of Interest 5x04: 6.741

Series: Person of Interest

5 Stars

Summary

Shaw sigue en poder de Samaritan y hace todo lo posible por escapar, pero la organización ha estado jugando con su mente y no puede fiarse ni de sí misma.

Coder Credit

Después de más de un año desde que supiéramos que Sameen Shaw había sobrevivido y estaba en poder de John Greer, mano derecha de Samaritan, los fans nos preguntábamos qué había pasado con ella. Y por fin ha llegado el momento de obtener respuestas, en un episodio en el que Sarah Shahi toma el control de la trama y nos deslumbra con una actuación impecable de los duros momentos por los que pasa su personaje.

Desde que Shaw desapareció, sus amigos no han cesado en su empeño por encontrarla y rescatarla de las garras de Samaritan sin lograr avance algo. Pero ahora sabremos todo lo sucedido con la mujer, una superviviente que lleva meses en poder de sus enemigos, sometida a todo tipo de experimentos y torturas con tal de convertirla en una aliada, o bien usarla para atrapar a Finch, Reese, Root y destruir de una vez por todas la máquina. Veremos como le implantan un chip el cerebro con el fin de controlarla, llevan mucho tiempo con todo tipo de pruebas para someterla pero Shaw no se rinde.

A pesar de que ponerle el chip tan cerca del cerebro puede ser peligroso, Greer le dice al médico que lo haga igualmente. Más tarde la someten a una especie de lavado de cerebro mediante imágenes y momentos de su vida, para luego ser interrogada por uno de los agentes a las órdenes de Samaritan. Éste le pregunta por sus amigos, quieren saber su localización pero Shaw le ignora, no responde a nada de lo que le dicen, parece que esté totalmente desorientada hasta que mueve la cabeza y responde que la están aburriendo.

Shaw ha pasado demasiado tiempo en manos enemigas
La mujer ha pasado demasiado tiempo en manos enemigas

Shaw sigue estando ahí, ha pasado por cosas que muy poca gente soportaría y sólo piensa en escapar, por lo que aprovechará su primera oportunidad para enfrentarse a los guardias y escapar del lugar donde la tienen retenida. Puede parecer demasiado sencillo que regrese a Nueva York, pero conocemos a la ex agente, sabemos de lo que es capaz y que puede moverse sin ser detectada. Aún así, la vemos muy paranoica por si la están siguiendo, sabe que tiene un chip en la cabeza y necesita quitárselo antes de ir en busca de sus amigos.

Es por eso que entra en una pequeña tienda y busca todo lo necesario para poder sacarse el chip ella misma, pero éste le afecta y le provoca visiones y mareos, haciendo que sus sentidos la confundan aún más. Se da cuenta que no puede hacerlo sola y tiene una idea para contactar con los demás, para ello llama por teléfono desde la tienda diciendo que va a matar al dependiente que la mira aterrado. Shaw sonríe diciendo que su número va a salir, es un plan inteligente porque ya imagina que aparecerá Reese para evitar el asesinato, pero también es consciente de que Samaritan puede haberlo registrado y por eso se preparara.

Efectivamente, los agentes enemigos llegan primero y Shaw lucha contra ellos, pero su cabeza no está bien, se marea y queda indefensa ante uno de ellos que ya va a matarla cuando otra persona le elimina. Es el instante que llevábamos meses esperando: Root y Shaw por fin se reencuentran, pero la alegría dura poco puesto que la morena se desmaya. Cuando vuelve en sí está en un vagón de metro, escucha discutir a Root y John sobre si es seguro llevarla al lugar donde está la máquina. Shaw quiere que le extraigan el chip ya porque sabe que le está afectando demasiado. Sigue débil y vuelve a perder el conocimiento después de que Root le prometa que se lo quitarán.

Un encuentro que los fans esperaban con ganas
Un encuentro que los fans esperaban con ganas

Despierta tiempo después en una cama desconocida y descubre que todos están allí: Root, Reese, Finch y hasta Oso que se lanza sobre la cama para saludarla. Los dos hombres temen que Shaw haya podido cambiar de bando mientras que Root la defiende con una lealtad absoluta, le muestra a la mujer el chip ya desactivado y Harold promete investigarlo. Sameen confesará entonces que tiene miedo de que Samaritan la rastree y vuelvan a dar con ella, pero aparte del miedo hay algo distinto en ella, su prioridad es matar a Greer y se comporta de un modo más brusco y agresivo de lo habitual, les acusa de haberla abandonado y no haber puesto demasiado empeño en dar con ella.

John y Harold deciden marcharse, saben que la mujer está muy alterada por todo lo ocurrido y es mejor dejarla con Root que sabrá mejor cómo tratarla, pero Shaw también actúa de forma arisca con la mujer y se aparta cuando Root trata de besarla. Poco después la sigue y se dejan llevar por sus sentimientos hasta acabar en la cama, donde más tarde hablarán de todo el tipo de tortura psicológica que emplearon con ella estos meses. Aún así, sigue habiendo momentos en los que no sabemos si podemos confiar en ella o no, aún sufre visiones a modo de ráfagas y no entiende lo que le está pasando.

No mejorará su estado descubrir que John y Root hablan de ella a sus espaldas, han descubierto que el chip que tenía era un placebo y Root acaba confesando que Sameen se comporta de un modo muy extraño. Shaw se encara a ellos diciendo que la única forma de acabar con todo es matar a Greer y neutralizar a sus enemigos para siempre. Actúa sin pensar y toma prestado un teléfono para que Samaritan pueda llegar hasta ella. John y Root no tienen más remedio que ayudarla en esta cruzada repentina, trazan una rápida estrategia y eliminan a los agentes rivales, para luego usar sus teléfonos y rastrear a John Greer.

Shaw acusa a Finch de no haberse esforzado en encontrarla
Shaw acusa a Finch de no haberse esforzado en encontrarla

Los tres irrumpen en la base de Samaritan y capturan a la mano derecha de la Inteligencia Artificial para llevarle a un lugar seguro donde no puedan encontrarles y así tengan la oportunidad de interrogarle. Quieren hallar una forma de desactivar la segunda máquina pero Greer se ríe como si fuera imposible, ellos insisten e incluso piensan en torturarle cuando Shaw y John ven que el hombre tiene una extraña cicatriz en el brazo. Rápidamente llegan a la conclusión de que tiene algo escondido ahí, y le abren para sacar una memoria USB, que Finch y Root se llevan para analizar.

A partir de este momento todo se vuelve aún más caótico. Shaw sigue sufriendo ataques repentinos con visiones que usaron en sus torturas, le cuesta controlarse a sí misma, no entiende lo que ocurre y, mientras John va a comprobar la posible llegada de unos intrusos, Greer habla con Shaw con una siniestra sonrisa mientras da a entender que el plan está saliendo bien. Ella no comprende de lo que habla, Greer le explica que toda la estrategia fue idea suya, que la dejaron escapar a propósito ya que la controlan y que el USB que Finch se ha llevado hará que Samaritan gane la guerra.

Shaw está fuera de sí, nerviosa y dispara a Greer para hacerle callar. Cuando aparece John, Shaw está desorientada y le dice que todo era una trampa y que Finch no debe activar ese pendrive. John la insta a salir de allí antes de que vengan más agentes a buscarles, van caminando por la calle y Reese no se percata de que Shaw actúa de una forma cada vez más errática. Cuando se dé cuenta de que hay cosas que no encajan será demasiado tarde, Sameen le dispara por la espalda y John cae herido de muerte.

John y Shaw huyen de sus enemigos
John y Shaw huyen de sus enemigos

¿Qué está pasando? ¿Es Shaw una agente doble o simplemente está tan trastornada que no es consciente de lo que hace? La vemos sufrir por haber herido a John y sale corriendo tras mentir a Root y Finch diciendo que han aparecido varios enemigos y han matado a Reese, la mujer huye de los agentes de Samaritan sin saber qué hacer hasta que aparece Root para ponerla a salvo. La mujer sigue estando ida y ni siquiera Root puede calmarla, es cuando Shaw le confiesa entre lágrimas que ella ha matado a John, que no sabe quién la controla ni como luchar contra ello.

No quiso disparar a Reese y menos aún a Root, pero es lo que va a hacer ya que no puede evitarlo. Root apela a lo que hay entre ellas como certeza de que Sameen jamás le hará daño, la otra llora diciendo que Root era su lugar seguro pero ahora ya no tiene control sobre sí misma y es un peligro. Sólo hay una forma de evitar que Samaritan la utilice para sus medios, vemos como Shaw se lleva la pistola a la cabeza y se quita la vida en ese momento. ¡No puede ser! Habremos gritado muchos al verlo, ¿cómo va a morir John y luego Shaw? Aquí tiene que haber trampa, y la había. De hecho, si nos hemos ido fijando en pequeños detalles a lo largo del episodio había cosas que no encajaban y todo tenía su lógica.

Lo que ha “vivido” Sameen era una simulación provocada por John Greer y sus subordinados, una forma de utilizar su mente y sus recuerdos tratando de descubrir la localización actual de la máquina. Nos dicen entonces que han repetido esa misma simulación 6.741 veces (número que da nombre al episodio) y todas han acabado igual, con Shaw suicidándose para no ser un arma contra sus amigos, y todo sin haberles dado una sola pista de dónde se esconde la máquina. ¿Podrá aguantar Sameen mucho más estas simulaciones o su mente acabará resquebrajándose?

The following two tabs change content below.

Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.

About Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.