Outlander 5×11: Journeycake

Outlander 5x11: Journeycake

Outlander 5x11: Journeycake

Series: Outlander

5 Stars

Summary

Llegó la hora de que Roger y Brianna decidan si vuelven al futuro o no. Ian busca respuestas en su familia. Llega a Fraser's Ridge una visita inesperada.

Coder Credit

Quedaban 120 minutos para finalizar la quinta temporada de Outlander y nos hemos encontrado con uno de los capítulos más emotivos de la serie. “Journeycake” es el título del undécimo episodio y está lleno de despedidas, pero también de puntos de partida para nuevos conflictos.

Comienza con nuestros cuatro protagonistas paseando por el bosque y encontrándose con una cabaña en llamas, lo que les recuerda al fatídico destino que Roger y Brianna habían previsto para Jamie y Claire. Cuando inspeccionan la casa, se encuentran con varias personas muertas, además de una mujer moribunda y Roger no tiene más remedio que ahogarla para que deje de sufrir.

 

De vuelta en Fraser’s Ridge, vemos al pequeño Jemmy jugar con un ópalo y con Ian. De repente el niño se queja de que está caliente, algo en lo que su tío discrepa. Cuando Brianna y Roger lo comprueban, para ellos también está caliente. Entonces se empieza a escuchar un fuerte ruido, el mismo que los protagonistas escucharon al cruzar las piedras de Craigh Na Dun. Esto solo quiere decir una cosa: que el niño va a ser capaz de atravesar las piedras y van a poder viajar juntos al futuro.

En ese momento llegan los hermanos Brown, que por si no nos acordábamos, uno de ellos era Lionel Brown, el padre de Alicia, la joven que se había fugado con Isaiah Morton episodios atrás. Resulta que estaban formando un “Comité de Seguridad” para proteger a la gente del condado y querían contar con el apoyo de Jamie, pero este les pide tiempo. Además, Claire aprovecha para curarle a Lionel una herida que tenía en la pierna y le pregunta por la familia.

 

Cuando los hombres se van, Claire y Jamie hablan sobre el futuro de Brianna y Roger, pues presienten que se irán pronto. Acto seguido, aparece Ian para pedirles explicaciones sobre lo que ha pasado y los protagonistas no tienen más remedio que contarle todo. No obstante, Ian es comprensivo, sobre todo después de haber vivido con los indios Mohawk, quienes ya intuían que se podía viajar en el tiempo. De hecho, el joven les entrega un cuaderno que había guardado con cuidado durante bastante tiempo y Claire comprueba que proviene del futuro.

En la siguiente escena vemos a Claire y a Jamie caminando por el bosque hasta llegar a una cabaña. Allí se encuentra Ulysses, el esclavo de Jocasta. Después del incidente con el señor Forbes, el hombre temía que le mataran y se había escondido allí. Jamie intentará buscar una solución para él, pero de momento tendrá de aguantar.

Ya de noche, Roger y Brianna consideran que ha llegado la hora de volver al futuro e idean un plan para contárselo a todo el mundo de tal manera que no sospechen nada acerca de su repentina desaparición. Por su parte, Claire y Jamie también hablan sobre la familia y tienen un momento pasional. Al día siguiente vemos a la protagonista en su sala de consulta, inspeccionando algo con el microscopio. Cuando Jamie se acerca, su mujer le confiesa que son sus espermatozoides, algo que le asombra por completo.

 

Llega John Grey a Fraser’s Ridge para despedirse, quizás por última vez. Resulta que se vuelve a Inglaterra con William y aprovecha la ocasión para entregarle una imagen de él a Jamie, para que se acuerde de su hijo. Al protagonista se le ocurre la idea de que Ulysses le acompañe y que así sea libre. John Grey acepta.

Entonces Jamie decide contarle la historia a Brianna, para que sepa que en algún lugar del mundo tiene un hermano, aunque William no lo sabe ahora ni lo sabrá nunca. Brianna también se sincera y le confiesa que se irán en breves; su padre solo tiene palabras de afecto hacia ella.

Las despedidas continúan y la pareja le dice adiós a Fergus y a Marsali. El momento más duro se produce cuando Brianna se despide de Lizzie, quien no entiende por qué no puede viajar con ellos, ya que ella siempre había estado junto a la protagonista, apoyándola en todo momento.

 

En medio de estas emotivas escenas vuelve Lionel Brown para obtener una respuesta de Jamie, que rechaza unirse al Comité. El hombre también trae a su mujer y le pide a Claire que la cure, pues se había fracturado una muñeca. Sin embargo, cuando el señor Brown entra en la sala de Claire descubre un grabado bajo el nombre de “doctor Rawlings”, el famoso seudónimo que la protagonista había utilizado para dar consejos médicos. Entonces se marcha apresuradamente de la casa junto a su mujer. Claire y Marsali no entienden nada.

Por otra parte, Roger le pide a Ian que les acompañe hasta el círculo de piedras para que se lleve las cosas de vuelta y este accede. A su vez, Brianna abraza a su madre; quizás esta sea la última vez que veamos a madre e hija juntas, a solas.

Ya de noche los protagonistas cenan juntos, incluido Ian. Claire prepara sándwiches de mantequilla de cacahuete y mermelada, una delicia inexistente a finales del siglo XVIII y comparten ese "último" momento en familia.

 

La trama da un salto en el tiempo y nos traslada a la semana siguiente. Roger y Brianna ya se han ido y Claire les echa de menos. La vemos observar unos dibujos que su hija había hecho para que les recordaran. Jamie la consuela.

Y de repente viajamos hasta el círculo de piedras. Allí el joven Ian se despide de Brianna y de Roger, quienes tocan las piedras junto a su hijo. Los tres estaban atados por una cuerda y con las gemas en la mano.

Pero parece que las cosas no salen del todo como esperaban, porque cuando se despiertan, Jemmy camina hacia alguien o algo que los espectadores no podemos ver. A su vez, Roger y Brianna miran confusos a su alrededor. ¿No han viajado al futuro? ¿Habrán viajado al pasado? Esperemos que lo descubramos en el próximo episodio, porque sino tendríamos que esperar por lo menos un año para saber la verdad.

 

Antes de terminar, al final del episodio se produce un giro en la narrativa que nos dejará preocupados. Y es que Jamie y sus hombres oyen un disparo a lo lejos y se marchan para ver qué ha pasado, dejando a Claire y Marsali solas en la consulta. Pero todo era un complot para asaltar a las mujeres. Marsali recibe un fuerte golpe y cae inconsciente al suelo, mientras que Claire es apresada. Suponemos que es porque el señor Brown había descubierto que ella era el “doctor Rawlings”.

Cuando Jamie regresa con los hombres, son avisados por el hijo de Fergus de que algo va mal. Fergus entra en la casa y comprueba que su mujer respira, mientras que Jamie busca a Claire en vano. Entonces sale corriendo y enciende una hoguera en lo alto del monte para pedir ayuda.

 

En resumen, Journeycake” ha sido todo un viaje de emociones; se nota que la guionista de este episodio es la propia escritora de los libros Diana Gabaldon, pues ha tratado a sus personajes con mucha delicadeza y devoción. Ha sido un capítulo redondo.

En relación con los cabos sueltos que nos han quedado, esperemos que en el próximo capítulo se descubra qué ha pasado con los protagonistas. El doceavo episodio se titula “Never my love” y lo podremos ver el próximo lunes.

The following two tabs change content below.

elenagvilela

Apasionada del cine y de las series. Algunos días me apetece ver Mamma Mia, La la land, Amélie y Friends; otros El silencio de los corderos, El cabo del miedo y Black Mirror. El resto de días debato sobre el final de Juego de Tronos.

About elenagvilela

Apasionada del cine y de las series. Algunos días me apetece ver Mamma Mia, La la land, Amélie y Friends; otros El silencio de los corderos, El cabo del miedo y Black Mirror. El resto de días debato sobre el final de Juego de Tronos.