Nightflyers 1×01: All That We Left Behind

Nightflyers 1x01: All That We Left Behind

Nightflyers 1x01: All That We Left Behind

Series: Nightflyers

4 Stars

Summary

Un grupo de personas viajan al espacio en una peligrosa misión que puede ser la única forma de salvar a la raza humana de la extinción.

Coder Credit

Anoche se estrenó en Syfy la adaptación para la pequeña pantalla de la novela corta escrita por George R.R. Martin (“Juego de Tronos”), cuya trama nos lleva al espacio siguiendo a la tripulación de la nave Nightflyer en una expedición que puede cambiarlo todo. Os contamos sin spoilers nuestra opinión del episodio piloto, que mezcla misterio, terror psicólogico y nos mantendrá en tensión desde el minuto uno.

No podemos negar que el primer episodio engancha desde la primera escena haciendo que nos preguntemos constantemente qué diablos está ocurriendo. Y es que la escena inicial ya nos demuestra que el viaje que emprenden los protagonistas para salvar a la humanidad va a ser de todo menos placentero. Pero comencemos por el principio, estamos en el año 2049 y la situación para el ser humano es terrible con enfermedades por todas partes, epidemias y el planeta Tierra muriendo.

El profesor Karl D'Branin (Eoin Macken) reúne a un equipo de especialistas en varios campos para emprender un viaje por el espacio en la nave comandada por el misterioso capitán Roy Eris (David Ajala), entre sus compañeros destacan Melantha Jhirl (Jodie Turner-Smith) que ha sido diseñada genéticamente para los viajes en el espacio, Loomie (Maya Eshet) capaz de conectarse a los sistemas informáticos de la nave, Rowan (Angus Sampson) especialista en xenobiología, y la psiquiatra Agatha Matheson (Gretchen Mol) quien tiene un pasado con Karl.

La presencia de esta última es la más importante ya que se dedica a trabajar con pacientes llamados L-1, telépatas tremendamente peligrosos, y uno de ellos llamado Thale (Sam Strike) va a ir con ellos en esta misión.

 

El resto de la tripulación no ve con buenos ojos que Thale viaje en la nave porque lo consideran un monstruo, el chico puede meterse en la mente de cualquiera de ellos haciendo que tengan visiones o incluso manipularlos. Por eso es necesaria la presencia de Agatha, que lo mantiene bajo control usando sedantes y distintos tipos de medicación para que no represente un peligro. El motivo para que Karl haya decidido incluirlo en el viaje es porque quieren contactar con una especie extraterrestre a los que denominan los Volcryn y tal vez la telepatía sea la única forma de lograrlo ya que han intentado otros medios sin resultado.

Al mismo tiempo que nuestros protagonistas iremos viendo que en la nave pasa algo raro, desde intentos de sabotaje hasta extraños sucesos que ponen en peligro a varios de los tripulantes. Obviamente las culpas recaen en el único al que todos consideran un peligro, ¿pero es él quien se encuentra en realidad detrás de todo lo que está ocurriendo en la nave? Es cierto que Thale no nos da precisamente confianza, pero entre tanta gente cualquiera podría ser el causante de lo que está ocurriendo.

 

“Nightflyers” nos ofrece una interesante dosis de ciencia ficción, misterio y suspense en medio de una realidad que podría representar perfectamente el futuro de nuestro planeta. No hay más que comenzar a verla para querer saber más y sentirnos como uno más de los personajes, sin saber qué sucede y sospechando de todos y cada uno de los personajes. Si buscáis evadiros durante un rato del mundo que os rodea y veros transportados a un lugar donde el peligro y las preguntas están muy presentes, ésta es vuestra serie.

   
The following two tabs change content below.

Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.

About Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.