Mowgli: La leyenda de la selva

Mowgli: La leyenda de la selva

Mowgli: La leyenda de la selva

3 Stars

Summary

Nueva versión de la novela de Rudyard Kipling, 'El libro de la selva'

Coder Credit

El 7 de diciembre llega a Netflix Mowgli: La leyenda de la selva, una nueva adaptación de El libro de la selva de Rudyard Kipling. Andy Serkis dirige esta cinta que, sinceramente, es imposible no comparar con la versión de Disney que se estrenó hace apenas dos años (o con el clásico de 1967).

Os prometo que lo intenté, intenté no pensar en la otra película, principalmente porque incidían mucho en que esta iba a ser diferente, más oscura, sin nada que ver con la de Disney, más parecida al libro en que se basa... No he leído el libro pero, aunque hay diferencias, son tan mínimas que al final parece que estamos viendo lo mismo pero sin canciones y con un par de escenas añadidas.

La historia ya la conocemos todos: un pequeño bebé, Mowgli, acaba abandonado en la selva y una manada de lobos lo adopta y cuidará de él. Le enseñarán cómo sobrevivir y ser un lobo más, y vivirá en la jungla junto a la manada y bajo la vigilancia y el entrenamiento de Bagheera y Baloo, que también se inmiscuyen en la vida del chico porque son los que lograron que, con su apoyo, la manada acogiera al bebé.

Mowgli junto a Baloo

Por supuesto, el villano sigue siendo Shere Khan, el tigre que persigue sin descanso a Mowgli y que quiere de paso meter cizaña en la manada de lobos. También veremos a la serpiente Kaa y a varios monos, pero en general, los que tienen más protagonismo son Akela y Nisha (de los lobos) y Bagheera y Baloo.

Los humanos tienen un papel más importante en esta versión, y hay cierto pasaje que me dejó con los pelos de punta. Existe una crítica a los cazadores y cómo afecta la humanidad al mundo animal que me ha parecido de lo más interesante de la película, quizás porque no me lo esperaba. El pequeño actor, Rohan Chand, está perfecto en su papel de Mowgli; junto a él, los humanos que más protagonismo tienen son John Lockwood (Matthew Rhys) y Messua (Freida Pinto).

Lo más destacable de la película es sin duda el reparto de voces  de los protagonistas animales. Pasando por Benedict Cumberbatch como Shere Khan, también tenemos a Cate Blanchett poniéndole voz a Kaa o a Christian Bale de Bagheera, Naomie Harris como Nisha, Peter Mullan como Akela, Tom Hollander como Tabaqui, una hiena que siempre acompaña a Shere Khan, y por supuesto, no podía faltar Andy Serkis como Baloo.

Bagheera con Mowgli

Sin embargo, siento decir que la animación por ordenador no está a la altura de las voces detrás de ellos. Dejando de lado que el diseño es mucho menos amable y más salvaje que el de Disney (que no critico pues la película intenta tener un tono más serio), hay algo que no cuadra entre ellos y el entorno en el que están, y no casa demasiado la imagen en su conjunto. Además, no sé si ha sido impresión mía o no, pero en ocasiones las caras parecían demasiado humanas, sobre todo los ojos... y me ha resultado muy raro.

Si eres fan de Kipling y quieres ver una interpretación algo diferente a la clásica de Disney, Mowgli es una película interesante, aunque no aporte tanto como pudiera parecer en un principio. Dura poco más de hora y media, así que tampoco es una película que se haga muy larga; pero tras verla, quizás se entiende que su estreno se retrasase tanto (de 2016 a 2018) y que haya acabado en Netflix en lugar de estrenarse en las pantallas de los cines.

The following two tabs change content below.

Natalia Méndez

Tenía algo parecido a una vida hasta que arquitectura y las series me la arrebataron. Todo empezó con Xena. Y Urgencias. Y Mujeres Desesperadas. Fan incondicional de Nathan Fillion y Felicia Day.

About Natalia Méndez

Tenía algo parecido a una vida hasta que arquitectura y las series me la arrebataron. Todo empezó con Xena. Y Urgencias. Y Mujeres Desesperadas. Fan incondicional de Nathan Fillion y Felicia Day.