Josee, el tigre y los peces: una obra de arte hecha animación

Josee, el tigre y los peces: una obra de arte hecha animación

Josee, el tigre y los peces: una obra de arte hecha animación

5 Stars

Summary

Un encuentro fortuito hará que Josee y Tetsuo, dos jóvenes con vidas y perspectivas de futuro completamente opuestas, se conozca e inicien una lenta y bella amistad con la que comprenderán la importancia de perseguir los sueños, da igual lo que pase.

Coder Credit

Josee vive pegada a una silla de ruedas y bajo la excesiva protección de su abuela, cuya máxima es que el mundo es un lugar peligroso, por lo que lo mejor es quedarse en casa, aislada de los tigres que hay ahí fuera. Por el contrario, Tetsuo estudia y trabaja de sol a sol para conseguir su mayor sueño: ir a México para explorar sus mares y poder ver en persona esos peces con los que lleva obsesionado desde pequeño.

Pese a tener dos personalidades y formas de entender la vida tan opuestas, Josee y Tetsuo estarán obligados a convivir a raíz de un incidente que, sin embargo, marcará de manera definitiva el futuro de ambos. Y además lo hará trayendo consigo una enseñanza que, aunque tardarán en comprender, cada uno atormentado por sus propios fantasma, conseguirá ligar sus vidas irremediablemente.

Por grandes y constantes que sean los miedos que nos persigan, siempre hay que luchar por conseguir esos sueños. Y para ello no hace falta siquiera caminar, pues las alas del corazón son más fuertes que nada y pueden llevarnos todo lo lejos que deseemos llegar. El límite solo lo ponemos nosotros.

A grandes rasgos esta es la gran enseñanza que trae consigo el debut cinematográfico de Kôtarô Tamura. Especializado en animes de fantasía (destacan las series Negima! y Noragami), para su primer largometraje Tamura nos propone una auténtica obra de arte en tanto que se trata de una historia tan sencilla que más parece un cuento, pero que ofrece de tal manera que lo que en ella vemos, y todo lo que de ella aprendemos gracias a sus dos protagonistas, consigue inundar todos nuestros sentidos.

Este pequeño milagro en un género de animación en el que parece que cuanto más siempre es mejor se consigue gracias a un magistral uso de las metáforas; comenzando con el propio título del film, al que se suma a un ritmo lento pero armonioso que consigue que disfrutemos de cada minuto con una intensidad similar a la de otras películas con argumentos mucho más complejos (la mítica Akira o la más reciente Human Lost, por poner solo unos ejemplos).

Pero ojo. No hay que caer en el error de pensar que esas metáforas y ritmo pausado hacen de "Josee, el tigre y los peces" una de esas películas de mensaje tan profundo que cuesta comprender, pudiendo llegar a volverse soporífera.

En realidad ocurre todo lo contrario y nos encontramos ante una película hecha para que el espectador disfrute de principio a fin. Y que además lo haga con la ilusión de un niño, esa que con el paso de los años se va perdiendo y consigue que cada vez nos cueste más ilusionarnos.

Kôtarô Tamura consigue que recuperemos, aunque sea solo durante hora y media, esa ilusión perdida por las cosas sencillas que nos rodean y que no somos capaces de ver porque estamos demasiado ocupados haciendo frente a los problemas del día a día. Solo por eso esta es la película perfecta para ver, disfrutar, emocionarse y aprender en familia.

Un argumento duro pero necesario

Puede que de entrada "Josee, el tigre y los peces" no parezca ser la mejor elección para un público infantil. Y es que partimos del hecho de que uno de sus protagonistas, Josee, perdió la posibilidad de caminar cuando tenía todo el futuro por delante, lo que irremediablemente ha agriado su carácter, convirtiéndola prácticamente en una ermitaña.

Pero, de nuevo, no debemos caer en la simpleza de pensar que solo por eso estamos ante un drama capaz de traumatizar a esos espectadores más jóvenes y menos curtidos en la vida. Efectivamente, la animación japonesa tiene unos cuantos ejemplos de películas con esa capacidad (los fans de Demon Slayer fueron testigos de ello en la película de Kimetsu no yaiba), pero en esta ocasión no hay nada de qué preocuparse.

Y es que con lo que nos encontramos es con una historia de superación, de cómo hacer frente a esos miedos que todos tenemos, de cómo aprender a seguir adelante por mucho que parezca que no merece la pena porque la vida siempre va a mostrarse cruel, y de lo inmenso que es el poder de la amistad. Y el contar para ello con una protagonista tan marginal que incluso a veces llega a ser invisible para el resto de mundo es lo que da verdadero valor a esta pequeña obra de arte que llega a los cines de España este viernes 10 de septiembre.

The following two tabs change content below.

Barbara Cruz

Periodista y escritora a tiempo completo. En los ratos libres veo de todo y leo cualquier cosa que caiga en mis manos. Nunca se sabe cuál será mi nueva obsesión.

About Barbara Cruz

Periodista y escritora a tiempo completo. En los ratos libres veo de todo y leo cualquier cosa que caiga en mis manos. Nunca se sabe cuál será mi nueva obsesión.