El carismático actor británico Albert Finney fallece a los 82 años

Esta mañana se ha conocido la tan inesperada como triste noticia de la muerte del actor británico de 82 años, Albert Finney.

Rebelde, con carisma y carácter a rabiar, rechazó (o fue rechazado por ello) participar en "Lawrence de Arabia"(1962) aduciendo diferencias creativas. Sin embargo, y pese a sus reticencias, no pudo decir que no a "Tom Jones" (1963) la película que despegó su carrera y por la que consiguió la Copa Volpi en el Festival de Venecia además de su primera nominación al Oscar.

En los obituarios de los intérpretes se suele recitar su retahíla de premios y remarcar si fue distinguido con el Oscar o no. Albert Finney alcanzó cinco nominaciones y nunca consiguió el galardón, probablemente en un par de años la Academia se decidiría a darle el honorífico, y es incluso probable que él lo rechazara, como hizo con los títulos honoríficos de Caballero o Comandante del Imperio británico, asimismo nunca acudió a la gala de los Oscar por lo que queda clara su posición respecto a los premios y la calidad de un trabajo.

Lo que hará que Albert Finney nunca muera es el hecho de que sintamos que forma parte de nuestras vidas a través de sus películas, cada uno tiene una película suya que ocupa un lugar especial en su corazón: para algunos es el indómito Mark en "Dos en la carretera", para otros es el Edward Bloom de "Big Fish" y donde algunos queremos pensar que compartió un final similar, para otros (entre ellos la propia Agatha Christie en su día) el mejor Hercule Poirot que ha habido en pantalla, para otros el hombre que mejor sabía enfadarse gracias a películas como "Erin Brockovich", también fue Winston Churchill, Scrooge y su última participación relevante en el cine fue en la saga James Bond con la película "Skyfall".

Así que más que adiós, para ser justos debemos decir: gracias.

The following two tabs change content below.

Beatriz Parra

Culpo a Jim Halpert de mis altas expectativas en cuanto a hombres. A Lost de mis altas expectativas en cuanto a compañeros de vuelo y a Leslie Knope de mis altas expectativas en cuanto a la vida. De lo demás al cine, que ha hecho de mí lo que soy.

About Beatriz Parra

Culpo a Jim Halpert de mis altas expectativas en cuanto a hombres. A Lost de mis altas expectativas en cuanto a compañeros de vuelo y a Leslie Knope de mis altas expectativas en cuanto a la vida. De lo demás al cine, que ha hecho de mí lo que soy.