Vuelven los 80…

¿Quién dijo que los 80 era una década que ya había sido suficientemente explotada? Lejos de recuperar solo una música que nunca murió y una moda que nunca pasó desapercibida (menos mal que las hombreras siguen ocultas en el fondo del armario), en los últimos años estamos viviendo una recuperación de películas de los ochenta que parece no tener fin.

Con esta recuperación de los clásicos que ya forman parte de la historia del cine, aquellos treintañeros que las disfrutamos en VHS ahora podremos hacerlo en Blu-ray, mientras que los hijos de esos treintañeros por fin sabrán a qué venía tanto jaleo con esas películas que sus padres veían de jóvenes…

MV5BMjAwODg3MTQyNF5BMl5BanBnXkFtZTcwNTU3NDIzMw@@._V1__SX1217_SY643_

El problema es que, como bien dijo un sabio, no siempre es bueno remover el pasado, pues puedes llevarte sorpresas bastante desagradables como es ver que ese héroe que de pequeño te volvía loco porque creías que era el mejor, pues como que visto ahora no es para tanto.

Sin embargo Hollywood sabe que los 80 son un filón y por ello prefiere arriesgarse y recuperar clásicos para atraer a nuevos fans más jóvenes, que además son los que más van al cine y son auténtica carne de merchandaising. Fue lo que ocurrió con Star Trek cuando lo recuperaron en 2005 (aunque en este caso en forma de precuela, que estaba muy de moda por aquel entonces), y pese a las malas vibraciones iniciales por parte de los Trekies acérrimos, acabó convirtiéndose en un triunfo en taquilla hasta el punto de hacerse una nueva película en 2013, y ya se está preparando la continuación para el 2016.

MV5BMTI0NDg1OTQ1MV5BMl5BanBnXkFtZTcwOTYwMjE3MQ@@._V1__SX1217_SY643_

Lo contrario ocurrió con los famosos episodios I, II y III de Star Wars (de 1999 – 2005), que solo consiguieron que los fans de toda la vida renegaran de ellas, mientras que los más jóvenes se preguntaran por qué triunfó tanto esa saga en los 80 si no era más que otra película de fantasía con mucho efecto especial y una campaña de publicidad enorme detrás de ella… Normal.

Mientras que Star Trek y Star Wars volvieron a las pantallas de cine en forma de precuela (a la espera del episodio VII), otras sagas míticas decidieron continuar con la historia, aprovechando que los actores originales seguían vivos, si bien con éxitos dispares… En cuanto a crítica, claro está, porque de taquilla eso nunca ha supuesto un problema.

MV5BMTk4NjAzODA3NF5BMl5BanBnXkFtZTcwMzUzNjM4NA@@._V1__SX1217_SY643_

Es lo que ocurrió cuando volvimos a ver a Indiana Jones empuñando el látigo (2008) en una extraña película llamada “Indiana Jones y la calavera de cristal” donde sí, el protagonista era Indi, pero no se parecía en nada a lo que estábamos acostumbrados a que hiciera Indi. No obstante, viendo que Harrison Ford es el mayor fan de recuperar los clásicos ochentenos (este año será otra vez Han Solo), ¿para qué dejar que el hijo de Indiana Jones retome el papel que le dio tanta fama si él puede hacerlo? Así que ya está prevista una nueva entrega.

Lo mismo ha debido pensar Arnold Schwarzenegger, que tras su paso por la política ha decidido retomar su papel de actor y, pese a la muy interesante continuación de la saga Terminator que interpretó Christian Bale, vuelve a convertirse en el protagonista por excelencia para la nueva entrega que se estrenará este año: Terminator: Génesis… Con permiso de Kaleshi aka Daenerys aka Emilia Clarke, claro está.

MV5BNzk5NTQ0MTA2OV5BMl5BanBnXkFtZTgwNzI2MTkwMTE@._V1__SX1217_SY643_

Aunque eso fue lo mismo que intentó Jeff Bridges cuando volvió a enfundarse el traje de neón de Tron en 2010, y la cosa no le salió nada bien: Tron:Legacy se convirtió así en un fiasco de taquilla donde los que nada sabían de la película original se encontraron con otra historia de fantasía al uso, mientras que los treintañeros que disfrutaron con la original no entendían por qué esa película se llamaba Tron si nada tenía que ver con Tron.

¿Y qué decir de los intentos de versiones de Desafío Total (Total Recall el título original) o Robocop, estrenadas en 2012 y 2014 respectivamente, que triunfaron tanto como la Fanta de piña? Por muchos guiños que metieran con personajes originales o trataran de adaptar la historia a los nuevos tiempos, ambos Films son un claro ejemplo de que hay cosas del pasado que es mejor dejar en el pasado, y que esa idea que triunfó en los 80 no tiene por qué seguir imperando en el siglo XXI.

MV5BMjMzODcyNjI4N15BMl5BanBnXkFtZTgwODg2ODcyMjE@._V1__SX1217_SY643_

Claro que en ocasiones ese desempolvar un triunfo del pasado acaba saliendo bien, incluso cuando todo parecía estar en su contra. Así ocurrió con El origen del planeta de los simios (2011) y El amanecer del planeta de los Simios (2014) que parecía iba a ser un fiasco en taquilla y para muchos se han convertido en las mejores películas de la saga de simios… Y es que nunca se sabe dónde está la clave del éxito.

Es verdad que contar con los actores originales ayuda mucho, aunque luego el resultado sea bastante pasable; mientras que otras sagas que no tienen la suerte de contar con los actores originales, por lo menos pueden decir que el director es el mismo, con lo que se espera que la idea original se conserve. Es lo que ocurre con Mad Max: Furia en la carretera, de George Miller, que acaba de aterrizar en la cartelera con muy buena crítica, gracias también a la presencia de dos pesados como son Tom Hardy y Charlize Theron.

MV5BMTY0NzI5NzEyM15BMl5BanBnXkFtZTgwMTEwNzQzNDE@._V1__SX1217_SY643_

Llegado a este punto, uno podría decir que ya ha visto todo lo que los 80 pueden ofrecernos, pero nada de eso: Hemos llegado a un punto en el que la década de la laca y los cardados está tan metida en nuestras vidas, que ahora mismo no hay nada con lo que los directores de cine no se atrevan.

Desde recuperar una película de culto como Blade Runner, cuya versión lleva tiempo rumoreándose, a atreverse a hacer un remake de Poltergueist (2015) con el miedo a traer de nuevo esa maldición que persiguió a los actores originales… ¡Si ni siquiera se han librado los míticos Cazafantasmas, que estarán de nuevo entre nosotros en el 2016!

MV5BNjE4Mzk3NjM4MF5BMl5BanBnXkFtZTcwOTUxNDc0NA@@._V1__SX1217_SY643_

Menos mal que otras sagas prefieren volver al cine solo en forma de reestreno, que es lo que ha hecho Regreso al Futuro. Aprovechando que 2015 fue el año del futuro al que viajó Marty McFly, este año se van a reestrenas las tres películas y por todo lo alto. En concreto, en Madrid se podrá ver la saga entera en un espectáculo único con la Film Symphony Orchestra tocando la banda sonora en directo.

Pero siendo el cine como es y donde la posibilidad de hacer caja abre muchas puertas (aún recuerdo cuando Arnold dijo que no volvería a ser Terminator y ya lleva tres películas más), quién sabe si el éxito de este reestreno haga que Michael J. Fox se plantee de nuevo volver a conducir el Delorian… Hasta que eso ocurra, si es que llega a ocurrir, Nike ya ha prometido que este año sacará una edición limitada de las famosas Nike Air de la película para los nostálgicos de los 80.

The following two tabs change content below.

Barbara Cruz

Periodista y escritora a tiempo completo. En los ratos libres veo de todo y leo cualquier cosa que caiga en mis manos. Nunca se sabe cuál será mi nueva obsesión.

About Barbara Cruz

Periodista y escritora a tiempo completo. En los ratos libres veo de todo y leo cualquier cosa que caiga en mis manos. Nunca se sabe cuál será mi nueva obsesión.