Vikings 5×08: The Joke

Vikings 5x08: The Joke

Vikings 5x08: The Joke

Series: Vikings

3.5 Stars

Summary

Con los ejércitos frente a frente, Lagertha trata por última vez de alcanzar la paz con Ivar. Floki propone la construcción de un templo que enfrentará a los nuevos colonos y Alfred tiene interesantes ideas para modernizar el ejército sajón.

Coder Credit

Por fin ha llegado la gran batalla, esa que decidiría el destino de todos nuestros personajes. Las espadas están desenvainadas, las hachas afiladas y los escudos preparados. El Ragnarok ya está aquí.

Ya se han dado las despedidas propicias. Torvi ha dejado a sus hijos al cuidado de Margrethe (hay que tener valor para esto), excepto su primogénito, que luchará por primera vez en una batalla para orgullo de Bjorn. 'Vikings' no se entretiene demasiado, sabe lo que todos estamos esperando.

Sin embargo, cuando los dos ejércitos están frente a frente (premio para Bjorn por acertar la estrategia de Ivar) Lagertha quiere parlamentar, quizás haya una última oportunidad para alcanzar la paz. Se realiza un intercambio de rehenes: Halfdan para el ejército de Ivar y su hermano y Hvitserk con Bjorn y Lagertha, y de nuevo se reunirán mañana para intentar pactar un acuerdo.

Durante esas veinticuatro horas tientan tanto Halfdan como Hvitserk para que se queden en el ejército que los acaba de acoger. Harald no puede creer que su hermano vaya a enfrentarse a él porque "Bjorn le salvó la vida" y se lo debe, y Ubbe y Bjorn tratan de convencer a Hvitserk de que lo que están haciendo destrozaría el legado de su padre.

Así que llega el gran momento. Unos abanderados de cada ejército protegen un pequeño recinto donde se ven todos las caras. Lagertha y Bjorn empiezan a hablar: ella es legítima reina de Kattegat, después de que junto con Ragnar convirtieran una pequeña aldea en una de las ciudades más importantes de Escandinavia. ¿Por qué pelear entonces? Para ella ambos ejércitos deberían unirse y conquistar nuevas tierras que expandan su territorio. Bjorn sigue en las mismas, lo que están haciendo Ivar y Hvitserk es prácticamente escupir sobre el cuerpo de su padre. Lagertha saluda a Astrid que parece nerviosa ante la situación pero que finalmente reconocer ser la esposa de Harald. La reina de Kattegat se sorprende, pero no demasiado y no tarda en referirse a ella como Reina Astrid.

Con todas las cartas sobre la mesa ha llegado el momento de decidir, es Ivar el que tiene la palabra y para sorpresa de todos nosotros acepta el pacto. No habrá guerra, Ivar rompe su promesa de matar a Lagertha y así mismo jura no pelear con sus hermanos. Nuestra cara de sorpresa es casi la misma que la de Harald, solo que esta se acompaña de la indignación de alguien que quería unir a su reino una de las capitales de Escandinavia.

La paz hay que celebrarla: hoy la sangre de los vikingos no regará la tierras cercanas a Kattegat. Todos beben hasta que en un momento Ivar le tira la copa encima a Ubbe. Después de recordarle un bonito recuerdo de infancia, Ivar exclama a los cuatro vientos que jamás podrá perdonar a la mujer que mató a su madre y que no sabe como Ubbe ha sido capaz de hacerlo. Ivar ya no lo considera su hermano y declara oficialmente la guerra.

Todos en sus puestos, Ivar teme que Bjorn haya destinado parte de sus tropas a acabar con los barcos de Harald, lo cual sería un desastre absoluto para su ejército. Es por esto que decide (con aprobación del rey) enviar un tercio del ejército a proteger los barcos, tercio que él mismo lideraría. Poco después, comienza el combate, los golpes se suceden sin ton ni son, espadas y hachas amputan miembros y rebanan vientres. Vemos a personas casi descuartizando a otras con sus propios escudos, vemos brazos que penden de un par de tendones. Desde luego 'Vikings' no ha escatimado en gastos para la gran batalla de la temporada.

Mientras, Hvitserk dirige al grupo que se adentra en el bosque para llegar a los barcos, pero será ahí cuando se encuentre con los sami, que escondidos entre la maleza disparan sus dardos, acabando uno a uno con los soldados. A pesar de sus intentos Hvitserk tiene que ordenar la retirada. Ivar, Astrid y sus hombres esperan en los límites del bosque, la mujer del rey cree que es el momento de ir a ayudar a Harald, sin embargo Ivar pide paciencia pues quiere saber si tenía razón o no.

Demasiada espera. Aunque al principio el combate parece igualado, aparece Lagertha y muchos más hombres y mujeres por la retaguardia de Harald, encerrándolo como un sandwich. Es de esas pocas veces que hemos visto el terror en los ojos del rey. A pesar de que ordena sonar el cuerno para pedir ayuda a Ivar, este ha tomado una decisión: ya es demasiado tarde y nada puede hacer por él. Astrid se desespera pensando en el futuro de su esposo.

No tardará mucho tiempo Harald en ordenar la retirada y correr por su propia vida. Heahmund que había luchado valientemente recibe un golpe terrible en la nuca que lo deja tirado en el suelo, prácticamente muerto. Es por él por quien primero pregunta Ivar al ver al rey regresar y su rostro cambia inmediatamente cuando Harald le comunica su fallecimiento. El hijo menor de Ragnar ha sufrido una de las mayores derrotas que hayamos visto ante todas las expectativas, que apostaban en un principio por un combate más igualado. Con el rabo entre las piernas, huirán mientras Lagertha y los suyos se quedan a recoger a los muertos.

Será ella la que encuentre la espada de Heahmund y vea que el obispo sigue vivo, en lugar de pedir su muerte decide llevárselo y curarlo, aunque no sabe por qué. Pobre Heahmund, ahora que parecía relativamente cómodo en un nuevo ambiente tendrá que adaptarse a otro, y quién sabe si Lagertha será tan benevolente con él como lo ha sido Ivar.

No ha sido la única batalla que hemos visto, un Floki ausente, que cada vez pronuncia menos palabras asiste impasible a la división de los hombres y mujeres que él mismo ha traído. Su propuesta de construir un templo para Odín no ha sido del todo bien acogida por parte del grupo que se queja de que apenas pueden construir casas. Se produce entonces un enfrentamiento verbal entre dos sectores: aquellos que apoyan a Floki y los que no. Con la división efectiva de la colonia -una de las partes no quiere saber nada de la otra, algo que será difícil de sostener- habrá que esperar cual es la actitud que el constructor de barcos toma, porque no soy la única que teme por su vida.

Por su parte Alfred ha vuelto de Lindisfarne. El joven príncipe se encuentra hablando con su madre mientras observa como Aethelwulf entrena a su primogénito en el combate. Alfred comparte con su madre algunas ideas sobre lo que ha visto en Lindisfarne, cómo por ejemplo construir una gran flota que los proteja contra los vikingos, atacarlos en mar antes de que lleguen a tierra. Judith está impresionada por la astucia de su hijo y lo insta a que hable con su padre, aunque el príncipe tiene sus reticencias al verse apartado, pues claramente Aethelwulf tiene los ojos puestos en el que es su auténtico hijo.

Faltan solo dos episodios para el parón de mitad de temporada y habrá que ver cuales son las consecuencias de la terrible derrota que ha sufrido Ivar. Pocas dudas nos quedan sobre que Harald tomará algún tipo de reprimenda, pero bueno... ¿acaso alguien quiere enfrentarse a Ivar The Boneless?

The following two tabs change content below.

Beatriz Noria

Empecé a ver Perdidos y ya no paré... Con Como Conocí A Vuestra Madre conocí lo mejor y lo peor de este mundo. Adicta a cualquier pantalla que emita series o películas. Mientras cargan, trato de estudiar algo.

About Beatriz Noria

Empecé a ver Perdidos y ya no paré... Con Como Conocí A Vuestra Madre conocí lo mejor y lo peor de este mundo. Adicta a cualquier pantalla que emita series o películas. Mientras cargan, trato de estudiar algo.