Vikings 5×05: The Prisoner

Vikings 5x05: The Prisoner

Vikings 5x05: The Prisoner

Series: Vikings

3.5 Stars

Summary

Ivar lleva a cabo su plan para derrotar de una vez por toda a los sajones. Floki regresa a Kattegat para reunir a un grupo de hombres y mujeres devotos que llevarse a las tierras que ha descubierto y Bjorn conocerá a un extraño emir.

Coder Credit

El quinto capítulo de la quinta temporada de 'Vikings' parece ser la calma que precede a la tempestad. Los peones se están moviendo, pero sabemos que Michael Hirst todavía no ha sacado a jugar a la Reina. Tenemos grandes tramas y grandes actuaciones, pero seguimos sin ver explotar el gran potencial que sabemos que tiene esta serie.

Si recogemos el testigo del anterior capítulo, habíamos visto como los sajones habían invadido York solo para encontrarse que los vikingos habían desaparecido. Tal y cómo predije Ivar descubrió el magnífico sistema de alcantarillado de los romanos y todo su ejército se encuentra allí, escondido y preparado para atacar a su orden.

Cuando el hijo pequeño de Ragnar lo ordena, decenas de vikingos emergen a la superficie, como si de demonios del mismísimo infierno se tratasen. El ataque coge desprevenidos a todos los sajones que no son capaces de reaccionar a tiempo. El rey Aethelwulf lucha con bravura y golpea lo más fuerte que puede, pero no es suficiente para superar las hachas y la violencia norteña. Puede que su padre fuera más culto y más inteligente, pero desde luego Aethelwulf es mucho mejor guerrero y no será hasta que le recuerden que su hijo Alfred debe vivir cuando decida abandonar el campo de batalla.

Mientras Aethelwulf luchaba, Ivar lo observaba todo desde una posición privilegiada, fascinado ante la habilidad del obispo Heahmund, tanto que permitirá a sus hombres que paren el combate cuando este se cae del caballo. Un hombre con sus habilidades debe luchar a caballo. A pesar de esta concesión, los sajones huyen dejando a Heahmund detrás. El pobre Aethelwulf ha perdido a su mejor aliado y llora de impotencia ante Judith, pues está seguro de que Dios les está castigando. No sé si les castiga, pero lo que está claro es que las visiones que está teniendo Alfred -y que se repiten en el campo de batalla- implican que tiene una conexión especial con Dios, cualquiera que este sea.

Con York asegurada, Hvitserk cree que ha llegado el momento de regresar a Kattegat, "Debemos matar a Ubbe y a Lagertha. Y debes ser coronado como rey de Kattegat antes de que Bjorn regrese". El plan parece convencer a Ivar que por una vez acepta el consejo de su hermano. Habrá que ver si el plan de Hvitserk es totalmente sincero o solo quiere ser la mano derecha del futuro rey de Kattegat para luego poder sustituirlo cuando tenga oportunidad. Es, sin dudas, el hijo más misterioso de Ragnar y del que todavía tenemos más dudas, por lo que esperemos que Michael Hirst nos lo vaya desarrollando conforme avanzan los episodios. Por ahora ambos tendrán que volver a Escandinavia y aliarse con el rey Harald para tener la fuerza suficiente de hacerse con Kattegat, ¿cuánto les costará eso?

Además de su ferocidad en el campo de batalla Ivar ha heredado otra cosa de su padre: la curiosidad. El joven quiere charlar con un encadenado Heahmund, fascinado por su devoción y a la vez su habilidad para la guerra. Le pregunta sobre el mal y el obispo admite estar dispuesto a afrontar el viaje que está haciendo, a pesar de los impedimentos que pueda haber en él, pues es el viaje que Dios ha dispuesto por él. Ivar tiene otros planes y el viaje de Heahmund tomará caminos más fríos, porque el hijo de Ragnar decide llevárselo con él hasta Escandinavia.

Seamos claros, 'Vikings' no está en posición de reciclar tramas y para relación especial entre uno vikingo y un cristiano ya tuvimos a Ragnar y a Athelstan y eso es imposible de superar. No quiero volver a ver a un cristiano devoto en un ámbito extraño preguntándose por su propia fe, así que espero que Michael Hirst sea capaz de dar un giro al guión, porque en un principio suena demasiado a viejo y Vikings tiene que avanzar hacia delante para sobrevivir.

En el reino de Lagertha, el gran constructor de barcos, Floki, ha vuelto. Feliz y entusiasmado por llevar a cabo su plan de poblar su recién descubierto paraíso con auténticos devotos, el hombre se encontrará con la negativa fulminante de Lagertha. La reina está preocupada por el futuro ataque del rey Harald y no puede desprenderse de ningún guerrero o escudera. Pero, ¿desde cuando Floki obedece una orden? El hombre consigue reunir un pequeño grupo de hombres y mujeres prometiendoles el Valhalla, habrá que ver si consigue cumplir su propósito.

Lo que está claro es que Floki ya no pertenece a Kattegat y así lo demuestra cuando Ubbe le habla sobre su enemistad con Ivar. Floki ya no quiere tomar partida en las guerras de los hombres y parece que solo es capaz de sonreír cuando recuerda las aguas heladas de la misteriosa tierra que ha encontrado.

En otra tierra misteriosa, pero muy distinta, se encuentra Bjorn. El primogénito llega junto con Halfdan, el comandante Eufemio y Kassia a Ifriqiya, donde conocerá a un misterioso personaje Ziyadat Allah. El emir habla el idioma de los vikingos gracias a los hombres del zar de Kiev y admite que aunque el cree en Mahoma como máximo profeta de Dios, ha habido otros. Nos recuerda así incluso a Ecbert o a Ragnar, mostrando estos indicios de apertura religiosa. Sin embargo el potencial de la trama decae conforme avanzan los minutos.

Han querido mostrar una África musulmana demasiado exótica y se ha servido en base de muchos estereotipos que no son habituales en esta serie. Podemos empezar con el regalo de Ziyadat de dos mujeres para Bjorn y Halfdan, aunque en palabras de Halfdan a la mañana siguiente "Ella no era un ella" y aunque siempre nos quedaremos con la duda de si eso para él supuso un problema, lo cierto es que la serie se recreo demasiado en unas escenas que tampoco nos importaban demasiado. Lo que sucedió en el gran festín que Ziyadat ofreció fue todavía más extraño, y es que después de devorar todos gustosos, el hombre dice algo en su idioma y todos se ríen, todos salvo los vikingos que descubren que o que acababan de comer era el propio comandante Eufemio. ¿En serio? Si no contamos a la niña que Floki y Helga adoptaron, este es el primer contacto real que los vikingos tienen con musulmanes y se nos presentan como unos caníbales extraños.

Por supuesto, Kassia es la que está detrás de esto y su poder sobre Ziyadat se hace evidente cuando ordena matar a los vikingos. Sinric los avisa: una tormenta de arena está por venir y solo necesitan vivir unos minutos más para poder escapar. Sin embargo tendremos que esperar al próximo episodio para saber que ocurrirá, porque parece que 'Vikings' se ha acostumbrado a esto de hacer cliffhangers... 

The following two tabs change content below.

Beatriz Noria

Empecé a ver Perdidos y ya no paré... Con Como Conocí A Vuestra Madre conocí lo mejor y lo peor de este mundo. Adicta a cualquier pantalla que emita series o películas. Mientras cargan, trato de estudiar algo.

About Beatriz Noria

Empecé a ver Perdidos y ya no paré... Con Como Conocí A Vuestra Madre conocí lo mejor y lo peor de este mundo. Adicta a cualquier pantalla que emita series o películas. Mientras cargan, trato de estudiar algo.