The Strain 4×07: Ouroboros

The Strain 4x07: Ouroboros

The Strain 4x07: Ouroboros

Series: The Strain

4 Stars

Summary

Setrakian y Dutch recuperan el Lumen pero el anciano está muy enfermo. Eph y Alex llegan a Nueva York y Fet, Quinlan y Roman tratarán de entrar en Manhattan.

Coder Credit

Ya era hora. Han hecho falta siete capítulos pero por fin tenemos un capítulo que merece la pena -y con creces- en el final de temporada de The Strain. Atrás las tramas absurdas, atrás la división de personajes y por supuesto atrás Zach (que no aparece en este episodio), The Strain ha vuelto a tener el gancho del principio y por supuesto se lo debemos a un personaje: Abraham Setrakian.

Que las actuaciones de The Strain no iban a ganar un Emmy lo sabíamos desde que se emitió su episodio piloto. En este sentido Richard Sammel, Jonathan Hyde (hasta su transformación en The Master) y David Bradley han cargado sobre sus hombros con el peso de la actuación durante las cuatro temporadas de la serie. Se notaba, y mucho, cuando alguno faltaba y los mejores episodios los tienen a ellos de protagonistas de algún modo u otro. Por eso Ouroboros que devuelve a Bradley a los focos y encima desemboca en su enfrentamiento con Sammel, nada podía salir mal.

Durante las anteriores reviews he criticado mucho la decisión de los guionistas de separar a todos sus protagonistas durante la temporada final. No era el momento para adaptarnos a nuevos compañeros y nuevos ambientes y Ouroboros me ha dado la razón. Por fin todos (más o menos) se han reunido y volvemos a tener las interacciones a las que estábamos acostumbrados.

Todo empieza con Quinlan, Fet y Roman que consiguen llegar a Long Island cargados con su bomba nuclear pero no sin antes avisar a The Master, a través de  un strigoi, de su presencia en la ciudad. Los hombres están decididos a encontrar a Setrakian, que siempre tiene un plan, pero lo que no saben es lo enfermo que se encuentra. Sin su medicina obtenida a partir de "lo blanco" de los strigois el anciano apenas puede mantenerse en pie.

El viaje que emocionó a Spielberg

Con ayuda de Dutch, Abraham conseguirá recuperar el Lumen pero está claro que su mente ya está en otra parte. Comienza a romper el viejo libro que tanto les costó conseguir para colocar las páginas en la pared. El anciano en pleno brote de locura está seguro que se le escapa algo, sin embargo su corazón no da para más y se desmaya ante el terror de la hacker. Es en ese momento cuando la mujer oye ruidos de intruso y... ¡son Eph y Alex! Dutch y el médico se funden en un abrazo antes de que este último sea consciente del problema del prestamista. Setrakian necesita medicamentos y Dutch sabe donde conseguirlos no sin antes discutir con Eph sobre su ausencia.

Así que Dutch va a en busca de Gus y su panda por los medicamentos y... ahí lo tenemos. Primera interacción en cuatro años entre Eph y Gus que desemboca en un nuevo enfrentamiento entre Cream y el mexicano a costa de la entrega o no de las medicinas. Al enterarse Gus que la salud de Setrakian es la que está en juego decidirá visitarle él mismo, lo cual acaba en una gran reprimenda del anciano porque el chico decidió no luchar a su lado. No si al final The Master gana por culpa de Gus...

Eph y Setrakian compartirá un bonito momento, donde se hacen las comparaciones pertinentes entre New Horizons y el Holocausto y dónde finalmente Eph revela lo que sucedió con Zach -algo que llega a oídos de Dutch- y por su parte Setrakian le dice su secreto para seguir vivo, la receta para obtener las propiedades curativas del virus strigoi. Con la receta en la mano Dutch y Eph -ya perdonados- se marchan a conseguir la "medicina", mientras Alex cuida a Setrakian.

Aquí despertando de la siesta

Pero antes de continuar con esta trama, ¿qué ha sido de Eichhorst? Tras el fracaso de Dakota del Norte se entrega completamente a The Master para que haga con él lo que quiera, pero el amo y señor de los strigois sabe que será difícil encontrar a alguien tan eficiente así que le convence de que no puede rendirse o le ganará un simple prestamista judío. Así que con confianzas renovadas Eichhorst asciende a Sanjay y le ordena que detengan a todo el grupo. Los carteles de se busca van a llamar la atención, como no podía ser otra manera de Cream que tras haber perseguido a Gus, sabe donde se encuentra Setrakian. Finalmente la traición ha llegado, algo que se veía venir desde el principio, Cream trata de hacer un trato a cambio de toda la información y The Master básicamente se ríe en su cara, acaba con él y accede a sus recuerdos.

Eichhorst y los strigois van en busca de Setrakian y sin pensarlo demasiado tenemos que despedir a Alex. He aquí una nueva prueba de la estupidez de introducir nuevos personajes a estas alturas de la serie para acabar con ellos antes del propio final. Todo parece el final, Eichhorst reclama su presa pero en ese momento llegan Gus y su primo para salvar el día. Gus busca venganza por su madre, su hermano, Ángel y porque, admitámoslo, se siente culpable de haber iniciado todo eso, pero la cosa no acaba bien cuando Eichhorst acaba con Raúl ¿hemos hablado ya de nuevos personajes inútiles para la trama de esta temporada? Pues adiós a otro. 

Ahora sí que sí, llegó el enfrentamiento final entre Eichhorst y Setrakian, el anciano no tiene fuerzas así que entre las risas del alemán y su "Admítelo A230385, siempre has tenido curiosidad por saber cómo es el otro lado" Eichhorst muerde a Setrakian" Lo admito, grité y me enfadé porque no podía imaginar ese final para el anciano, pero entonces algo ocurre... Eichhorst no parece estar bien, se cae... entre la confusión Gus mata a Cream -algo de justicia poética- y la cámara enfoca claramente el bote de medicinas de Setrakian, se las ha tomado todas envenando su propia sangre. El anciano iba a morir de cualquiera de las maneras. Así que con el hombre que le ha torturado y perseguido durante 70 años a sus pies, Setrakian se permite el lujo de dar uno de esos discursos finales perfectos que en parte va dedicado a The Master y en parte a un Eichhorst moribundo "Mi nombre es Abraham Setrakian, y deberías saberlo, ya no soy un número" Setrakian le corta la cabeza a Eichhorst ante los gritos de The Master.

La cara que se te queda cuando te quedas sin colega

Esto es lo que necesitaba The Strain, grandes momentos, rápidez en las tramas y reunir a todos sus personajes. O bueno más o menos porque después de que Sanjay hiciera explotar todos los puentes que conectan Manhattan, Quinlan, Fet y Roman están atrapados en el lado incorrecto de la ciudad. Setrakian con su gran trama (la mejor junto con Quinlan) y la gran actuación de Bradley han redondeado un gran capítulo al que nos aferramos con todas nuestras fuerzas para los últimos tres que nos quedan.

 
The following two tabs change content below.

Beatriz Noria

Empecé a ver Perdidos y ya no paré... Con Como Conocí A Vuestra Madre conocí lo mejor y lo peor de este mundo. Adicta a cualquier pantalla que emita series o películas. Mientras cargan, trato de estudiar algo.

About Beatriz Noria

Empecé a ver Perdidos y ya no paré... Con Como Conocí A Vuestra Madre conocí lo mejor y lo peor de este mundo. Adicta a cualquier pantalla que emita series o películas. Mientras cargan, trato de estudiar algo.