The Originals 3×14: A Streetcar Named Desire

The Originals 3x14: A Streetcar Named Desire

The Originals 3x14: A Streetcar Named Desire

Series: The Originals

4 Stars

Summary

Los Mikaelson se encuentran en una situación de vida y muerte tras la inesperada alianza entre Aya y Aurora. Klaus y Elijah dependerán de los pocos amigos que les quedan para salir con vida.

Coder Credit

Que las cosas se estaban poniendo difíciles para la familia de vampiros originales es algo que ya se veía venir, más aún después del último episodio, pero ninguno de ellos esperaba que todo se pudiera torcer tan rápido. Veremos como los hermanos y sus más allegados hacen frente a una amenaza que les pone a todos en peligro y que puede suponer un gran cambio para la existencia de todos los vampiros. Además, contamos con la presencia de Stefan Salvatore, dando punto y final al crossover de las dos series de vampiros de la CW.

Después de que Aya consiguiera aliarse con Aurora y contarle su plan para romper de una vez por todas con el vinculo que une a cada vampiro con uno de los originales, consigue el arma capaz de acabar con Elijah y Klaus. Aya le cuenta que el aquelarre de brujas de The Strix mantiene la mente de Tristan en una especie de prisión mental para que no sufra mientras su cuerpo se halla en el fondo del océano. Aurora se reúne con su hermano mientras los dos se preparan para el gran acto final que acabará con el final del dominio de los Mikaelson.

Por otro lado vemos a Klaus llegar con Stefan para que Freya le ayude con la herida provocada por la cazadora Rayna Cruz. La bruja no se fía de Stefan porque recuerda que la profecía decía que uno de sus hermanos caería por un viejo amigo y quiere que el vampiro se marche cuanto antes. Éste es consciente de ello y acaba descubriendo el gran peligro al que se enfrentan todos ellos. Freya es incapaz de curarle la herida pero sí que le aplica un remedio que hará que el poder localizador de la cicatriz quede anulado.

Freya teme que Stefan sea una amenaza para sus hermanos
Freya teme que Stefan sea una amenaza para sus hermanos

Mientras tanto, la manada de Hayley ha encontrado a Aurora y la chica investiga por la zona esperando que lleguen Elijah y Klaus. Hayley encuentra el cuerpo medio disecado de Lucien, éste apenas tiene fuerza pero usa las pocas que le quedan para pedirle que se lleve a Klaus de allí porque es una trampa. Pero es demasiado tarde puesto que Aya y su aquelarre atacan a los dos hermanos y les encierran en la misma prisión mental donde están Aurora y Tristan.

Es la forma que tiene Aya de tener completamente neutralizados a los dos mientras las brujas, con Davina a la cabeza, realizan el hechizo que rompa el vínculo. No es la primera vez que los Mikaelson se encuentran en una situación similar y saben que si localizan el objeto que les representa, podrán despertar de nuevo en sus cuerpos.

En casa de los Mikaelson buscan un plan para poder salvar a los dos hermanos, Lucien les explica que una vez lanzado el conjuro, Aya matará a Klaus para saber si ha funcionado o no. Y que si funciona, no tendrá inconveniente alguno en acabar también con la vida de Elijah. Al equipo formado por Marcel, Freya, Hayley y Lucien se une Stefan que quiere ayudar aunque sea un vampiro muy joven en comparación con los miembros de The Strix.

Freya propone usar la magia para entrar en la prisión mental y sacar de allí a sus hermanos antes de que sea demasiado tarde, pero para ello deberá canalizar la magia de Lucien que es el vampiro más antiguo de los allí presentes.

Aya amenaza a Elijah y Klaus
Aya amenaza a Elijah y Klaus

El problema está en que Marcel, Hayley y Stefan logren entrar en la guarida de The Strix cuando hay tantos vampiros vigilando la mansión. Stefan tiene una idea peligrosa pero que puede funcionar, por lo que Hayley y él se meten en el maletero del coche mientras Marcel conduce tranquilamente hasta la casa.

La escena en la que Hayley y Stefan va apretujados dentro del maletero diciendo que es raro estar encerrado con un extraño en un espacio tan reducido es bastante hilarante si contamos con que los dos actores son pareja en la vida real. De una forma u otra, los dos están vinculados a los Mikaelson y no dudan en luchar por ellos. Mientras tanto, Marcel ha entrado en la casa y trata de convencer a Davina para que no lleve a cabo el hechizo pero su amiga no le escucha ya que está cegada con su misión.

Cuando llega la hora acordada, Stefan se quita el ungüento que protege su herida para dirigir a la cazadora a la guarida de The Strix y mate a todos los vampiros, pero es tarde porque el aquelarre ya ha empezado el ritual y Freya aún no ha logrado sacar a sus hermanos de la cárcel mental. Primero consigue salvar a Elijah que mata a cada bruja que se cruza en su camino para dar tiempo a Klaus, pero cuando éste despierta ya se ha roto el vínculo y no hay ningún vampiro unido a él.

Stefan y Hayley comparten confidencias
Stefan y Hayley comparten confidencias

Hayley mata a Aya como venganza por la muerte de Jackson, y Klaus empareda viva a Aurora para que muera poco a poco al igual que pasará con Tristan en el agua. Tras agradecer su ayuda a Stefan, Klaus le aconseja pensar en su relación con Caroline y si está dispuesto a ponerla en peligro cuando dejarla es la mejor forma de mantenerla viva.

El híbrido se siente débil y Freya le asegura que es consecuencia de toda la energía mística que poseía como consecuencia del vínculo con los otros vampiros, Klaus se pregunta adónde ha ido ese poder y no tardamos en obtener una respuesta: lo tiene Davina que lo usa para devolver a Kol a la vida.

The following two tabs change content below.

Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.

About Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.