¿Tenía que ser él?