Supernatural 12×12: Stuck in the Middle (With You)

Supernatural 12x12: Stuck in the Middle (With You)

Supernatural 12x12: Stuck in the Middle (With You)

Series: Supernatural

4 Stars

Summary

Dean, Sam y Castiel acuden a la llamada de un cazador amigo de Mary para enfrentarse a un demonio, pero acabarán metidos en una situación que puede cambiarlo todo.

Coder Credit

Este capítulo no va a dejar indiferente a nadie, es muy distinto a la mayoría de los episodios de Supernatural y gran parte de ello se debe a su director. Richard Speight Jr. (Gabriel en la serie) se pone al mando y nos trae algo nuevo pero que a la vez nos devuelve a los inicios del programa, todo con un toque de humor pese al drama que rodea a los personajes, y con un espíritu que nos recuerda mucho al cine de Tarantino.

Ya hemos pasado el umbral de la mitad de la temporada y aunque sea a pequeñas dosis veremos más sobre el modo de trabajo de los hombres de letras británicos, podemos sospechar lo que ocurre con Kelly, la mujer embarazada de Lucifer, y el por qué Castiel es incapaz de dar con ella, a la vez que se nos presentan unos posibles enemigos con los que habría que tener mucho cuidado en caso de que decidan enfrentarse a los Winchester. El episodio no nos muestra la acción de forma lineal, si no que hay muchos saltos atrás en el tiempo, a veces de horas, otras de años, aparte de lo ocurrido desde los distintos puntos de vista de los diferentes protagonistas.

Mi consejo es verlo y luego leer este análisis, porque voy a explicarlo de forma lineal tal y como suceden las cosas, salvo alguna excepción, para que sea lo menos caótico posible. Pero la sensación al verlo es de pura impaciencia, necesidad de saber más, y preguntarnos continuamente qué es lo que está pasando, qué esconde Mary y qué es ese ser al que iban a dar caza y presuntamente era un simple demonio. Las respuestas las recibimos poco a poco, todo mientras Castiel agoniza, y pasamos por todo un torbellino de sentimientos entre los que se encuentran la rabia, la curiosidad, el enfado y el miedo, pero todo sin que podamos evitar la sonrisa de vez en cuando por los detalles humorísticos que Speight Jr. introduce.

Reunión en el punto de encuentro

Empecemos por Mary ya que, aunque sea de forma inconsciente, es la responsable de lo sucedido. Sabemos que la mujer comenzó a trabajar con los hombres de letras, no sabíamos si lo hacía para saber más de ellos y ver si eran de fiar o porque realmente confía en ellos. Durante el episodio no lo sabemos, no da muestras de creer por completo que los recién llegados sean de fiar pero le interesa cazar con ellos porque tienen muchos medios y recursos, desde que comenzó su alianza han acabado con muchísimos más monstruos que lo que habría matado ella sola en años y, de momento, eso le compensa.

La cazadora no les ha dicho nada a sus hijos porque ya sabe que se preocuparán, por no hablar de lo mucho que les detestan, así que recurre a otro cazador llamado Wally para que finja ser él quien necesita ayuda y así hacer que los Winchester y Castiel vayan a ayudar con el caso. Nos podemos preguntar para qué necesita Mary a sus dos hijos más un ángel para hacer frente a un simple demonio, o por qué hacen tanta estrategia cuando matan demonios a diario pero por el motivo que sea, los protagonistas ni se lo plantean. Podemos sospechar que a Mary le han recomendado que vaya con refuerzos que distraigan al demonio, ya que ella tiene que entrar en la casa donde éste habita para robar un objeto que los hombres de letras quieren tener. Pero me resulta raro que Dean y Sam no digan que es una tontería trazar el plan y propongan ir directamente a por el demonio.

Seguramente Mary les habría hecho cambiar de idea, pero lo de ir cuatro personas más un ángel a por un solo demonio a estas alturas de serie nos parece una tontería. Claro que luego descubrimos que no es un simple demonio y es de agradecer que hayan ido tantos hasta allí, pero nadie sabía lo que se iban a encontrar. Y cuando lo descubren es demasiado tarde, el demonio es inmune a las balas especiales de Dean, puede atravesar una trampa para demonios sin problema y, lo más preocupante de todo, no sufre herida alguna cuando Sam le apuñala con el cuchillo con el que han eliminado a multitud de demonios. ¿Qué diablos es ese ser? El extraño se lanza a por Castiel en cuanto ve que es un ángel, y pronto quedan separados junto a Mary, del resto. La cazadora intenta ayudar a Castiel pero se queda bloqueada cuando el demonio le muestra que sus ojos son amarillos, tal y como eran los de Azazel.

Wally acaba pagando con la vida el querer ayudar a Mary

Mientras tanto, Wally llega para advertir a Dean y Sam que vienen más demonios y se preparan para luchar mientras que Dean intenta ir por el otro lado de la casa para ayudar a su madre y Cas. El ángel se encuentra en serios apuros, más aún cuando vemos que el demonio tiene una lanza con la que hiere gravemente al ángel. Castiel intenta huir pero ya va a sufrir el golpe definitivo cuando Mary atropella a su enemigo, le hace subir al coche y se marchan a toda velocidad de allí hasta un granero abandonado que hay a pocos kilómetros. El ángel siente que hay mal con su herida, no la puede curar y siente que está muriendo poco a poco.

Mary contacta con sus hijos y les explica dónde se han escondido. Cuando los Winchester llegan se encuentran con una situación que se les ha ido de las manos: Wally ha muerto en la lucha con los otros demonios, y Castiel agoniza. Mary habla con Sam en un rincón aparte y le pregunta si ha visto algo raro en el demonio, su hijo no la comprende hasta que ella le dice lo de los ojos amarillos. La pregunta de Sam es la misma que nos planteamos todos los espectadores en ese momento: ¿en qué follón les ha metido? Llevamos doce temporadas y hemos visto que los secretos en la familia Winchester son algo muy común, y Mary debería haber confesado la verdad a sus hijos en ese instante. Decirles que estaba allí de misión para robar algo que guarda en su chaqueta, pero no lo hace. Si ya hemos tenido que ver multitud de veces como los hermanos se mentían y lo mal que acababa luego eso, con Mary no va a ser mejor.

Pero no hay mucha ocasión de hablar porque es cuando aparece Crowley por sorpresa en el granero y les explica a quién se acaban de enfrentar. Mediante un flashback de seis años descubriremos cómo llegó Crowley a ser rey del infierno, y sabremos más sobre los príncipes del infierno: la primera generación de demonios tras Lilith, creados por Lucifer para comandar a los demonios en la batalla contra el cielo. Castiel replica que todos los príncipes murieron, pero Crowley le dice que eso es lo que les hicieron creer. Resulta que los Winchester han ido a molestar nada más y nada menos que a Ramiel, uno de los tres príncipes que siguen con vida, los otros dos son Asmodeus y Dagon. Éste era el primero en sucesión para ser rey del infierno tras la muerte de Azazel y Lilith, pero lo rechazó ofreciéndole el puesto a Crowley que aceptó a cambio de prometer que ninguno de los príncipes volverían a ser molestados, regla que los Winchester acaban de romper.

Castiel se muere poco a poco

Crowley les dice que Ramiel va a ir a por todos ellos para matarles y cuando le preguntan por una forma de salvar a Castiel, el demonio les dice que no hay cura posible. El ángel ha sido herido por la lanza del arcángel Michael, y Cas se irá pudriendo poco a poco hasta morir. Dean se enfada con las palabras de Crowley, le dice que tiene que haber una forma y éste dice que es imposible derrotar a Ramiel esa misma noche y que mejor huyan dejando a Castiel detrás, después desaparece dejándoles abandonados a su suerte, o eso creemos. Porque Crowley aguarda a Ramiel en el exterior para hacer un nuevo trato que implique que no entre en el granero y mate a los Winchester. El demonio se justifica diciendo que son muy útiles ante grandes problemas y no es buena idea eliminarlos, pero Ramiel no atiende a motivos: está de caza y nadie le va a apartar de ella.

Mientras tanto, en el interior de la edificación, Castiel pide a sus amigos que se marchen porque no quiere que sus últimos minutos de vida consistan en ver morir a su familia. Pero los tres Winchester se niegan y dicen que van a quedarse a pelear con todo lo que tengan: una de las armas que le dieron a Dean los hombres de letras, una trampa con aceite sagrado y sus armas. La irrupción de Crowley atravesando la pared del granero nos muestra que su negociación no ha servido de nada, y entonces aparece Ramiel listo para acabar con todos. Sam le atrapa en el círculo de fuego del que no puede salir. El demonio sonríe y les dice que lo único que él quería era estar tranquilo, que le da igual todo lo relacionado con cielo e infierno, e incluso que haya un nephilim hijo de Lucifer en camino. Nos sorprendemos por el hecho de que lo sepa, pero más aún al saber que su hermana Dagon está interesada en ese niño. ¿Estará involucrada con la desaparición de Kelly?

Ramiel les acusa de haber entrado en su casa y haberle robado. Dean y Sam no comprenden esto ya que ellos no han cogido nada, mientras que Mary se siente culpable y no dice nada, ni siquiera cuando el demonio les ofrece dejarles con vida si le devuelven lo robado antes de que pasen treinta segundos. Ramiel vuelve a sacar la lanza y con un golpe en el suelo apaga el círculo, entonces comienza la lucha, es demasiado poderoso para ellos, pero estamos hablando de tres cazadores experimentados que saben a lo que se enfrentan, logran que se le caiga la lanza y Sam le asesina con ella.

Dean y Sam atrapan al príncipe del infierno

La alegría por la victoria dura poco porque Castiel ya se está muriendo, parece que va a ser su final pero Crowley despierta tras el golpe, observa la escena y recuerda el momento en el que seis años atrás le regaló la lanza a Ramiel como motivo de su futuro ascenso al trono. Ramiel habló de que la magia del arma se escondía en las runas dibujadas, Crowley no duda y rompe la punta de la lanza, separando las runas y haciendo que su poder se destruya, momento en el que Castiel sana por completo. Ha logrado salvar la vida por ahora, era extraño que los guionistas decidieran matar a un personaje importante para los Winchester a media temporada en vez de hacerlo hacia el final, pero con ellos nunca sabemos qué esperar.

Por último tenemos dos escenas muy importantes. La primera es Mary reuniéndose con el señor Ketch, su enlace con los hombres de letras, la mujer le amenaza con acabar con todos ellos si vuelve a ocurrir algo similar, ya que por su falta de información podrían haber muerto. El hombre se disculpa diciendo que no lo sabían, pero yo no me lo creo, y da la impresión de que Mary ya no se fía en absoluto. Aún así le entrega lo que ha robado para ellos y es cuando por fin vemos de qué se trata y no podemos sorprendernos más: ¡Es el Colt! No veíamos el mítico revólver desde hacía años y ha sido emocionante volver a verlo después de tanto tiempo, el Colt ha sido muy importante en los primeros tiempos de Supernatural y parece que ahora va a tomar importancia de nuevo.

Hay cinco cosas a las que no puede matar, y Lucifer es una de ellas, los príncipes del infierno sí pueden morir como ya vimos al final de la segunda temporada con Dean acabando de una vez con Azazel, ¿para qué quieren el arma los hombres de letras? ¿Saben que quedan otros dos príncipes del infierno por ahí sueltos y quieren cazarlos? No me gusta que un arma tan poderosa quede en sus manos, menos aún que sea Mary quien se la entregue, y ya podemos adivinar el drama familiar que se avecina cuando Dean y Sam descubran todo lo que Mary les ha ocultado. Podemos entender a la mujer, está protegiendo a sus hijos manteniéndoles alejados de la organización, pero los secretos en la familia solo terminan con problemas.

Crowley siempre tiene un as escondido bajo la manga

Y la gran sorpresa final es cuando vemos a Crowley de vuelta en su guarida, dando órdenes a sus demonios para encontrar el Colt que sabe que ha sido robado de la casa de Ramiel, cuando vemos que hay un prisionero encerrado en la misma estancia. El cautivo empieza a cantar y burlarse de él, no le vemos la cara pero su voz nos suena, su forma de hablar es demasiado familiar y no hace falta que nos enfoquen su rostro o que Crowley le llame “perro” para saber que se trata de Lucifer, interpretado por Mark Pellegrino. Se acabaron las imitaciones baratas, el auténtico Lucifer está de vuelta pero... ¿cómo?

Nos tienen que explicar en qué momento Crowley se apoderó del ángel caído y cómo puede tenerlo retenido, necesitamos saberlo y no pueden dejarnos con tantos secretos. ¿Por qué no le dejó encerrado en la jaula donde estaba más seguro? Tener a Lucifer en la Tierra es un peligro porque acabará escapando y sabemos de lo que es capaz, más aún cuando sabe que tiene un hijo pendiente de nacer. ¿Hacia dónde va la serie? ¿Volveremos a tener lucha entre cielo e infierno? ¿Podrá el Colt matar a un nephilim? Todo ha dado una vuelta de tuerca y vuelve a haber otro enemigo más en el tablero, ¿alguien piensa que esta temporada va a acabar sin bajas del lado de los buenos?

The following two tabs change content below.

Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.

About Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.

2 thoughts on “Supernatural 12×12: Stuck in the Middle (With You)

  1. A mi no me entusiasmó, eso sí, valió la pena aguantar cuarenta minutos por los dos finales. No tengo ni idea de cómo se hizo Crowley con Lucifer, pero sí es lo bastante rencoroso como para cometer el error de querer vengarse en lugar de destruirlo. A menos claro, que no sepa como hacerlo. De momento para matar un arcángel ha hecho falta otro o un ángel con empacho de leviatanes.

    Lo demás, los nuevos demonios sacados de la manga, el Luci’s Baby Mama Drama, Ketch y compañía, cuanto antes termine, mejor.

    No voy a decir que fuera un mal capítulo, sólo que la tensión que se le suponía no la vi por ningún lado. me hubiera parecido mucho más interesante que Ramiel hubiera sido el auténtico YED, hubiera tenido más lógica teniendo en cuenta que el colt estuvo en su poder el tiempo suficiente como para haberlo modificado, pero, no. Lástima.

    En cuanto a quién va a caer antes de que acabe la temporada, Rowena o Mary, o las dos…

    Al menos el Lucifer de verdad está ahí para ponerle un poquillo de salsa a lo que queda de temporada.

    1. ¡Hola!

      Entiendo que no te entusiasmara, es un episodio diferente y con otro enfoque a lo que estamos acostumbrados. Lo de la tensión más que nada era por saber si Castiel moriría o no, hay fans a los que le da igual lo que le ocurra y otros que sabían que no iban a cargárselo en un episodio random, pero yo tuve mis dudas hasta el último momento.

      Lo de Crowley necesita explicación, tienes razón con lo de ser vengativo y rencoroso y querrá acabar con él, pero Crowley es demasiado listo como para saber que no es buena idea tener a Lucifer por allí. Y sí, la única opción de matar a Lucifer sería mediante otro arcángel, o tal vez con la lanza de Michael pero al romperla ya no sé si hay opciones de arreglarla.

      Mucho me temo que lo de Lucifer Jr. y los hombres de letras nos van a acompañar hasta el final. Y sí, a Mary yo ya la veía muriendo en algún punto antes de acabar la temporada, creía que sería antes y ha ido aguantando. Pero ahora con las amenazas a ketch y demás, el peligro está ahí. Y Rowena es otra que puede acabar muy mal si acaba metida en el fuego cruzado…

      ¡Y síiiii, lo mejor es tener al auténtico Lucifer de vuelta! Es que si no es Pellegrino no es Lucifer…

      ¡Gracias por leer y comentar!

Comments are closed.