Salvation 1×01: Pilot

Salvation 1x01: Pilot

Salvation 1x01: Pilot

Series: Salvation

3.5 Stars

Summary

Cuando la investigación de un joven universitario predice que un asteroide va a impactar con el planeta, éste buscará la ayuda de un famoso científico para tratar de evitarlo.

Coder Credit

Las cadenas suelen aprovechar los meses de verano para presentar nuevas series a sus espectadores, aquellas con las que esperan entretenerlos hasta que vuelva el otoño con los programas que gozan de más popularidad y disponen de temporadas completas. La CBS ha decidido arriesgarse este año con una serie de ciencia ficción y nos han sorprendido para bien. El episodio piloto de “Salvation” ofrece un buen entretenimiento, con un reparto muy acertado y una historia que mantiene nuestro interés todo el tiempo.

Este primer capítulo, que además está dirigido por el español Juan Carlos Fresnadillo (“Intrusos”), nos sirve de introducción a la trama y a los personajes principales. El primero de ellos es Liam, interpretado por Charlie Rowe (“Red Band Society”), estudiante del MIT que está realizando un mapa del espacio y será quien descubra la presencia del cuerpo cósmico que se dirige hacia la Tierra. En segundo lugar tenemos al millonario científico Darius Tanz al que da vida Santiago Cabrera (“Merlin”, “Los Mosqueteros”), que pese a parecer que pasa de todo, se interesa enseguida por lo que le cuenta Liam y se pone a trabajar en una solución.

Los otros dos protagonistas de la serie se encuentran en el lado del gobierno. Por un lado está Jennifer Finnigan (“Tyrant”) como Grace Darrow, la responsable de informar a la prensa de lo que ocurre en el Pentágono evitando que haya filtraciones y, por último, está el secretario de Defensa Harris Anders al que interpreta Ian Anthony Dale (“Hawaii Five-0”, “Murder in the First”). Éste será la primera persona a la que recurra Darius cuando sepa lo del asteroide, descubriendo que la noticia no es nueva para el gobierno de los Estados Unidos y ya está trabajando en un plan para evitar el futuro impacto que, si no se evita, sucederá en 186 días.

De izqda a dcha: Darius, Grace, Liam y Harris

La serie sabe jugar con el factor científico sin meterse demasiado en dar explicaciones complicadas y, cuando hay algo un poco más elaborado, tenemos a Liam aclarando la información con palabras más sencillas y que resultan obvias para los demás personajes pero quizá no para el espectador. El joven no puede creer lo que está viviendo, puesto que pasa de tener una existencia sencilla consistente en ir a clase y trabajar en su proyecto a acabar codeándose con peces gordos del gobierno y trabajar mano a mano con su ídolo Darius Tanz.

Liam tiene que madurar de golpe al darse cuenta que su descubrimiento no solo es grave a medio plazo, sino que también puede poner en peligro a todos aquellos que sepan algo al respecto. Veremos que hay personas que harán cualquier cosa por evitar que el secreto salga a la luz.

La crítica al secretismo del gobierno en sus operaciones está patente desde el momento en el que Darius se reúne con Harris para informarle de lo que ocurre. Éste no tarda en decirle que sus datos están equivocados y todo está bien, pero el científico no es tonto y sabe qué hilos mover para que el secretario acabe confesando que el gobierno lleva un tiempo elaborando un plan que lo arreglará todo. Así, poco a poco, la credibilidad en Harris y en el gobierno va cayendo, haciendo que incluso Grace, que confiaba plenamente en su jefe, comience a creer a Darius sobre que no hay forma posible de que se pueda evitar a tiempo la catástrofe.

Se nos ofrecen distintas soluciones, donde impera la personalidad de cada personaje que las propone. Quedando descartada la opción de detonar el asteroide, ya que provocaría la lluvia de diversos meteoritos por todo el planeta, quedan dos posibilidades sobre la mesa: desviar la trayectoria del cuerpo celeste o salvar todas las vidas humanas posibles colonizando Marte. Esta segunda elección es la que planteará Darius ya desde el inicio, cuando ya teme que la Tierra esté abocada al desastre y hable de las cinco grandes extinciones sucedidas a lo largo de la historia del planeta.

El científico lleva años desarrollando una especie de arca de Noé para salvar a la humanidad, pero ahora debería acelerar todos los plazos para que sea viable. Aún así, el número de vidas humanas que se podrían salvar es diminuto y será Grace la que proponga que Darius y gobierno trabajen juntos en una tercera alternativa que salve a todos.

Grace está acostumbrada a censurar la información y no a que le mientan

Lo único que no ha terminado de gustarme es el más que posible triángulo amoroso que seguramente explotarán entre Darius, Harris y Grace. Es algo que no hace falta y las escenas de miraditas celosas entre los dos hombres cuando uno de ellos habla a solas con la mujer sobraban, solo espero que la trama romántica no pase a cobrar más importancia según avancemos con la temporada. Personalmente busco una serie que me distraiga con temática futurista y de ciencia ficción, y no un drama donde los problemas amorosos acaben siendo el eje central.

El primer episodio me ha convencido mucho más de lo que esperaba y me he quedado con ganas de saber más, de ver lo que ocurrirá y qué plan elegirán los protagonistas. También me pregunto si Harris será fiel al gobierno y seguirá ocultando la verdad, o su humanidad será más fuerte y acabará uniéndose a los otros tres. Y sobre todo me pregunto qué futuro tendrá la serie, porque con un argumento tan cerrado, debe haber una explosión o que la humanidad emigre a otro planeta para que pueda haber una continuidad con más temporadas. Esperemos que los guionistas nos sorprendan.

The following two tabs change content below.

Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.

About Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.