Panel de Brave New Warriors SDCC 2017

¿Qué pasa cuando juntas en un escenario a seis actores de diferentes series para que hablen de su vida, cosas de las que se arrepienten y cualquier otra cosa que se les ocurra? Risas aseguradas. Eso es lo que ocurrió anoche en un panel dedicado a los nuevos y populares “héroes” de la televisión, sin duda uno de los más divertidos de toda la Comic Con y que deparó multitud de anécdotas e incluso un nuevo BROMANCE.

El panel estaba organizado por Entertainment Weekly y los invitados fueron Ricky Whittle (American Gods), Richard Rankin (Outlander), Colin O'Donoghue (Once Upon a Time), David Harbour (Stranger Things), Rodrigo Santoro (Westworld) y Christopher Meloni (Happy!). Los seis se fueron soltando poco a poco y la conversación junto a las risas fluían de manera constante y natural, como si se conocieran de toda la vida y estuvieran pasando un rato entre amigos.

Lo que ha sido sin duda más comentado es lo bien que congeniaron Whittle y Rankin, quienes no dejaban de hacer manitas durante el panel. Sabemos que a la estrella de American Gods le gusta mostrar cariño hacia sus compañeros, pero Rankin le siguió todo el rato, y las miradas y caricias que se dedicaban hicieron desear a los fans que su amistad se alargara más allá del panel.

La moderadora, Lynette Rice de EW, exclamó que aquel era el panel más emocionante en el que había estado. Seis hombres de diferentes programas y distinta procedencia... cada uno con un acento distinto. Rankin fue el que más sufrió por esto y trató de disimular un poco su acento escocés, haciendo que sus compañeros se echaran a reír ya que a veces no le entendían.

Más adelante el actor de Outlander explicó que para una película, no quiso decir título, la directora le dijo que quería acento escocés en el film pero al empezar a grabar le dijo que dejara de usarlo: “en resumen, si en un casting te piden acento escocés en realidad no lo quieren” aseguró riendo.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Las preguntas comenzaron y cada invitado iba contestando logrando a menudo que los presentes estallaran a carcajadas. Todos tenemos cosas de las que nos arrepentimos, y muchos actores desearían no haber hecho algunos de los papeles que hicieron antes de ser famosos.

Whittle confesó que durante sus años en la universidad hizo un anuncio sobre Enfermedades de Transmisión Sexual, los otros invitados empezaron a reírse antes de que el actor acabara diciendo: “Sí, yo era ESE tío”, para después aconsejar a los fans reunidos allí que nunca hagan un anuncio así porque se arrepentirán el resto de sus vidas.

Meloni dijo que había muchas películas para la televisión que se arrepentía de haber hecho, pero las risas volvieron cuando O'Donoghue desveló que en Irlanda participó en una obra de teatro donde tenía que desnudarse. El intérprete del capitán Hook confesó que no le gusta quitarse la ropa ni siquiera en su casa, menos aún delante de un montón de gente, y una noche que estaba en plena obra, le dio por mirar al público y allí estaba su madre: “fue demasiado vergonzoso” aseguró.

Rankin no se quedó atrás cuando contó que una parte de su alma murió cuando tuvo que ser una de las hermanastras feas de Cenicienta para una obra infantil. Pero ahora no es algo que le preocupe ya que, según sus propias palabras, tiene el mejor personaje de Outlander: “Jamie está bien, pero Roger es mejor”, comentó con una gran sonrisa. Esto dio pie a que cada uno de ellos hablara de lo que más les gustaba de los papeles que interpretan actualmente.

Whittle destacó la eterna esperanza de Sombra de que todo mejorará, O'Donoghue compartió lo mucho que le gusta ser Hook y vestir con ropa de cuero además de llevar eyeliner. Y Harbour estaba muy contento con su rol en Stranger Things dando vida a alguien que todo el mundo odia al principio pero luego acaban adorando como ocurre con el sheriff Hopper.

Las preguntas embarazosas continuaron y TODOS asintieron cuando la moderadora quiso saber si alguna vez les había pillado la policía en alguna situación comprometida, el único que dio algún detalle fue Rankin que se justificó con que fue un viernes por la noche en Glasgow... Sobre tatuajes y piercings de los que se arrepientan, Meloni fue el que afirmó en ambas ocasiones pero no quiso decir en qué parte de su cuerpo estaban.

Y no podían faltar las referencias a los encuentros más raros y extraños con los fans, muchos de ellos surgidos porque les confunden con otros famosos y no saben qué hacer o decir. En el caso de O'Donoghue fueron más allá, ya que una fan le dijo que se parecía a Hook pero no le creyó cuando dijo que era realmente él. Whittle dice que le han confundido varias veces con Shermar Moore de Mentes Criminales, Rankin aseguró que le entendía porque a él le confundían constantemente con Brad Pitt lo que ocasionó una nueva sesión de risas.

Harbour contó que una vez le confundieron con Michael C. Hall, protagonista de Dexter, y Meloni dijo que nunca le había pasado nada similar, de hecho ni usando su nombre puede conseguir mesa en un restaurante. Llegó el momento de una pregunta seria: ¿cuándo era la última vez que habían llorado? Y aquí las risas dejaron paso a un emotivo abrazo de grupo cuando Meloni compartió con los allí reunidos que este año había sufrido varias muertes en su familia. Los actores invitados se levantaron para consolarle.

//platform.twitter.com/widgets.js

Pasados un par de minutos todo volvió a la normalidad y siguieron dispuestos a seguir compartiendo momentos vergonzosos con los fans. ¿Y qué mejor que hablar del rodaje de escenas de sexo? En palabras de Whittle “no es nada sexy rodarlas porque hay demasiada gente mirando”, menos aún si te ocurre como a él y te encuentras al director a tu lado criticándote. Algo similar le sucedió a Santoro, que explicó que durante una de esas escenas se le acercó el director a pedirle que fuera “menos latino”, refiriéndose a que estaba siendo muy fogoso.

Los demás también han recibido críticas de algunos de sus directores aunque no durante la grabación de ese tipo de escenas. Así, Harbour dijo que Ang Lee le dijo que tenía que parecer más atractivo en una escena de Brokeback Mountain, Rankin aseguró que su acento escocés es criticado siempre en el set y a Meloni un director le dijo repetidas veces que “lo hiciera mejor” pero sin darle instrucciones de qué tenía que cambiar de su interpretación para mejorar.

Ya nos estábamos acercando al final del panel y fue la ocasión perfecta para saber quienes son los ídolos de los seis invitados. Salieron nombres como Daniel Day Lewis (Meloni), Philip Seymour Hoffman y Marlon Brando (Santoro), junto a Anthony Hopkins y Geoffrey Rush.

Las mejores respuestas fueron la de Rankon que aseguró haberse vuelto loco hasta el punto de costarle articular palabra cuando coincidió con Cate Blanchett, y la de Whittle que confesó que aún se pone histérico cuando recibe mensajes de texto procedentes de sus compañeros de American Gods ya que les admira demasiado.

Por último les dieron una baraja de cartas para que mostraran al público si sabían hacer algún truco, O'Donoghue asombró a todo el mundo al ser capaz de barajarlas con una sola mano y explicó que tuvo que aprender para “Once Upon a Time”.

//platform.twitter.com/widgets.js

Whittle lo intentó pero no le salió demasiado bien, mientras que los demás prefirieron mostrar otras habilidades no relacionadas con las cartas: Santoro silbó una melodía y Meloni enseñó a los presentes a imitar la cara de un simio.

//platform.twitter.com/widgets.js

Rankin terminó mostrando la extraña flexibilidad que tiene en los dedos de las manos y se dedicó a bromear mientras hacía una demostración en vivo, logrando las risas de sus compañeros e invitados. Brave New Warriors fue sin duda un panel inolvidable para todos los que pudieron vivirlo en directo y esperamos que siga repitiéndose en los próximos años.

//platform.twitter.com/widgets.js
The following two tabs change content below.

Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.

About Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.