Nos deja Gene Wilder, el gran cómico de Hollywood

El actor Gene Wilder, de 83 años, falleció la pasada madrugada a causa de unas complicaciones deribadas del alzhéimer, enfermedad que padecía desde hacía años. Con su marcha perdemos al protagonista de algunos de los grandes clásicos de la comedia, cuyos personajes siempre estarán ligados a su figura.

La filmografía de Gene Wilder comenzó en los años 60, pero el cómico fue capaz de mantenerse en todo lo alto de la meca del cine gracias a su capacidad de interpretar a personajes únicos y que han encandilado a varias generaciones... y eso que su primera incursión en el cine después de haber participado en numerosas series de televisión fue en la mítica "Bonny and Clyde" con Warren Beaty y Faye Dunaway.

Pero tras probar con el drama decidió que lo suyo era la comedia de manos de "Los productores", obra de teatro por excelencia llevada a la gran pantalla en 1967, a la que siguió "Un mundo de fantasía", donde dio vida al para muchos único e inligualable Willy Wonka de carne y hueso, o incluso poniéndose a las órdenes del mismísimo Woody Allen con la peculiar "Todo lo que usted siempre quiso saber sobre el sexo y nunca se atrevió a preguntar".

Especializado en personajes literarios, fue el zorro en "El principito", un doctor Frankestein con aires de grandeza en "El jovencito Frankestein", Mock Turtle en la versión que se hizo en 1999 para la televisión de "Alicia en el país de las maravillas", e incluso Sigerson Holmes en "El hermano más listo de Sherlock Holmes". Ya en los años 80 protagonizó algunas de las comedias románticas por excelencia de la época como fue "La mujer de rojo", así como una de las parejas cómicas de moda en "No me chilles que no te veo", junto a Richard Pryor, cuyo éxito intentó repetirse años después en la más floja "No me mientas... que te creo".

Esa fue su última participación cinematográfica, mientras que la última vez que pudimos verle en la pequeña pantalla fue en algunos capítulos de la serie "Will & Grace" como el jefe de Will. El avance de su enfermedad, y sobre todo la muerte de su mujer, la también actriz Gilda Radner, hicieron que se alejara de los focos de atención hasta prácticamente desaparecer de la vida pública, más centrado en las causas sociales para concienciar sobre el cáncer, enfermedad que se llevó a su mujer.

Hoy le despedimos recordando esos personajes que siempre fueron capaces de arrancarnos una sonrisa, daba igual la cantidad de veces que hubiéramos visto sus películas.

The following two tabs change content below.

Barbara Cruz

Periodista y escritora a tiempo completo. En los ratos libres veo de todo y leo cualquier cosa que caiga en mis manos. Nunca se sabe cuál será mi nueva obsesión.

About Barbara Cruz

Periodista y escritora a tiempo completo. En los ratos libres veo de todo y leo cualquier cosa que caiga en mis manos. Nunca se sabe cuál será mi nueva obsesión.