Los falsos mitos de miarmas, quillos y cabesas. Andalucía en la televisión

Hoy, 28 de febrero, es el Día de Andalucía. La comunidad más poblada del estado español celebra la firma de su estatuto de autonomía (que no el día en el que pueblo salió a la calle a exigirlo), en un momento de reivindicación del andaluz especialmente particular en todos los ámbitos cotidianos, culturales e institucionales. Vamos a hablar del papel de los personajes andaluces en las series, pero sobre todo vamos a hablar de las tres series andaluzas que han conseguido encontrar un hueco en la pantalla entre tanta serie americana, inglesa o sencillamente, madrileña.

Durante años, la aversión por el andaluz  ha sido el día a día de todas las producciones españolas. Actores y actrices andaluzas que se ven obligadas a ocultar su habla, mientras otros se ven forzados a exagerarla quedando siempre como payasos, incultos o sencillamente chachas.

El estereotipo de andaluz, vago, gracioso y amante de las fiestas se ha explotado hasta más no poder por las televisiones españolas, que, cómo agente de sociabilización ha calado en la mentalidad de los españoles estereotipando esta imagen hasta límites inigualables.

Podríamos empezar a poner ejemplos y quizás nunca acabaríamos. Los y las andaluzas tienen muy marcada en su memoria a la Juani de Médico de Familia. La actriz Luisa Martín, era la asistenta andaluza de la familia Martín que hablaba con una curiosa mezcla de dichos y refranes. Pero no es la única asistenta andaluza, Ana y los siete, la famosa serie de Ana Obregón, también contaba con Manuela (Aurora Sánchez), una cocinera realmente cotilla.

los-falsos-mitos-de-miarmas-quillos-y-cabesas-andalucia-en-la-television

Pero no solo tenemos a las asistentas -que claro, siempre son mujeres- también tenemos al gañán, al patoso y al vago. Fernando Tejero daba vida al portero de Aquí No Hay Quién Viva, su personaje no solo era el chico de los recados de toda la comunidad, sino que quedaba como el inocente con el que todos se metían y por si fuera poco, vivía en un cuchitril con su padre. ¿Y qué me decís de Paquillo o Quillo? El personaje interpretado por Manolo Caro fue el primer camarero que vimos en el bar de Los Serrano. Camarero, que no dueño del bar, tenía un claro y marcado acento andaluz, gracioso y sobrepasándose con las mujeres, era el prototipo de andaluz que todo el mundo esperaba.

Esta breve muestra se complementa con otros personajes que, aislados de este estereotipo, cambian su habla por un perfecto castellano. La Que Se Avecina, prima hermana (por no decir hermana gemela) de Aquí No Hay Quién Viva, tiene a dos personajes Maroto y Lola, a los que dan vida Antonio Pagudo y Macarena Gómez. Ambos andaluces, de Granada y Córdoba, pero ¿alguien podría haberlo jurado? ¿Dónde diablos está el ceceo, el seseo o las famosas vocales abiertas de ambas provincias?

los-falsos-mitos-de-miarmas-quillos-y-cabesas-andalucia-en-la-television

El cine tampoco se escapa de la crítica y es que la aclamada 8 Apellidos Vascos, no ha hecho más que volver a recordarnos cómo son los andaluces. Una película que podría haber quedado como la versión española de Bienvenidos al Norte, pero que lamentablemente no hace más que reforzar la imagen que ya hemos comentado. No puede haber una película cómica de algo que vemos todos los días en nuestra televisión.

Ni siquiera los Goya del año 2015 se escapan. Cogieron la cultura andaluza, las sevillanas, los chistes y lo extrapolaron a España. Porque eso sí, cuando hace falta vender una imagen turística del país extrapolamos una cultura entera ¿en serio se bailan sevillanas en Ciudad Real?

Pero no todo va a ser mirar el lado negativo. Se están dando pasos, pequeños, pero pasos. La serie de Allí Abajo, cuenta con un gran elenco que no finge su acento y que no se recluye a los estereotipos de asistenta o gracioso, pero desde luego no es un andaluz natural. El otro día, viendo el último de sus capítulos, no sé cuántas veces conté que dijeron la palabra miarma. Vivo en Sevilla y lo he escuchado más en una noche que en tres años en sus calles.

los-falsos-mitos-de-miarmas-quillos-y-cabesas-andalucia-en-la-television

Dicho todo esto, hoy es un día de celebración. La celebración de ser andaluz o andaluza pasa por reconocer su legado cultural y por ello vamos a reconocer el trabajo de las tres producciones andaluzas más importantes de los últimos años.

3- ARRAYÁN

La televisión autonómica andaluza no es precisamente el mejor ejemplo de ensalzamiento al andaluz. Muchos de sus programas quedan encasillados en el folclore, incluso podríamos decir rancio, y otros solo han servido para llenar los programas de zapping de todo el país. Sin embargo, si a un andaluz o andaluza le das dos conceptos: series y Canal Sur,  su respuesta será clara: Arrayán.

La serie se estrenó en febrero de 2001 y acabó en enero de 2009. Es la segunda serie más duradera de la televisión de España y aunque pocos podrán decir que han visto íntegros todos sus capítulos, es un clásico en la cultura popular andaluza. La serie narraba la historia de una gran variedad de personajes que pasaban por el hotel de lujo "Arrayán", a partir del asesinato de Don Germán Santistéban, creador y director durante décadas antes de su jubilación.

La serie fue trampolín de numerosos actores andaluces y recibió el Premio Ondas 2005 a Mejor Serie Española.

los-falsos-mitos-de-miarmas-quillos-y-cabesas-andalucia-en-la-television

2- BANDOLERO

Si superas la veintena de años y eres de Andalucía, seguro que te has criado con Bandolero. El espacio infantil de La Banda hacía las delicias de los más pequeños. La cadena hermana de Canal Sur, Canal Sur 2 marcó a toda una generación que no solo conocieron los animes más memorables de la época, sino que se criaron con un producto andaluz que destacaba por encima de todo. La serie Bandolero narraba la historia de un héroe legendario, un bandolero, que montado a su caballo recorría las tierras de España ayudando a los más necesitados.

Aunque esta serie de dibujos tiene un análisis político y sociológico enorme (si os interesa podéis leer este artículo), lo interesante para nosotros es que sus personajes hablaban un andaluz normal. No perfecto, no artificial, sino el que hablaban todos los niños y ¡sorpresa! no limpiaban casas o hacían chistes todo el rato. Todos, menos el alcalde y el oficial, en una serie que resumía la historia del caciquismo andaluz del siglo XIX a la perfección.

los-falsos-mitos-de-miarmas-quillos-y-cabesas-andalucia-en-la-television

1- MALVIVIENDO

40 euros. Ese fue el presupuesto con el que se contó para rodar el primer capítulo de esta webserie. Malviviendo ha sobrepasado las fronteras de Despeñaperros y se ha convertido en todo un éxito de audiencia y crítica. Con escaso presupuesto y sin actores profesionales, Malviviendo contó con tres magníficas temporadas que causaron furor por la sencillez de sus personajes pero la profundidad de su guion.

La serie se ambientaba en un barrio ficticio de Sevilla, "Los Banderilleros" y tiene como protagonistas a un grupo de amigos que deben que superar el día a día de sus hastías vidas. El cannabis, el paro o la corrupción solo son algunos de los temas que afectan a estos amigos tan peculiares.

Una serie que rendía tributo a otras grandes series (The Wire, Los Soprano o Lost) en sus intros y que han dejado en el habla andaluza frases tan cotidianas hoy en día como "ni uno, ni dos, ni tres... sino tres" del Zurdo. Incluso si sois fans del Ministerio del Tiempo habréis reconocido a uno de sus protagonistas en el primer capítulo de esta segunda temporada.

Tres series que demuestran que Andalucía es diferente, que la televisión (y el cine) tiene una cuenta pendiente con millones de habitantes que están cansados ya del trato que reciben. Andalucía es tierra de poetas y grandes artistas y sobre todo el andaluz no es muestra de incultura. Como decía mi compañera Violeta Garrido en su artículo sobre Bandolero, citando al padre de la patria andaluza, Blas Infante, "Yo no he ganado todavía el premio que más me estimularía: el poder vivir en andaluz, percibir en andaluz, ser en andaluz, escribir en andaluz".

The following two tabs change content below.

Beatriz Noria

Empecé a ver Perdidos y ya no paré... Con Como Conocí A Vuestra Madre conocí lo mejor y lo peor de este mundo. Adicta a cualquier pantalla que emita series o películas. Mientras cargan, trato de estudiar algo.

About Beatriz Noria

Empecé a ver Perdidos y ya no paré... Con Como Conocí A Vuestra Madre conocí lo mejor y lo peor de este mundo. Adicta a cualquier pantalla que emita series o películas. Mientras cargan, trato de estudiar algo.