Legends of Tomorrow 2×15: Fellowship of the Spear

Legends of Tomorrow 2x15: Fellowship of the Spear

Legends of Tomorrow 2x15: Fellowship of the Spear

Series: Legends of Tomorrow

3 Stars

Summary

Tras localizar el último fragmento de la Lanza del Destino, las Leyendas deben juntar todos los trozos, incluyendo los que tienen la Legión del Mal, lo que implicará adentrarse en la base secreta de los villanos y robarle sus piezas… Y esa no será la parte más peligrosa de la misión.

Coder Credit

El final de la misión cada vez está más cerca, lo que hace que cada vez se compliquen más las cosas y todo puede dar un giro inesperado en cuestión de minutos. Así, aunque en un principio consiguen lo imposible, como es robarles las piezas de la Lanza del Destino a la Legión, adentrándose para ello en un sitio plagado de malos recuerdos como es “The vanishing point”, al final las Leyendas no tendrán precisamente éxito.

Lo cual, pese a que sea algo a lo que ya estemos más que acostumbrados, esta vez ha dado un poquito más de pena. Y es que, como muy bien a dicho Eobard Thawne, es imposible que las Leyendas hayan entrado en su guarida secreta sin que se diera cuenta… ¡No son tan inteligentes como para lograr algo así!

Por supuesto, esta victoria no era más que un espejismo o, lo que es lo mismo, la manera perfecta para animar a las Leyendas y que creyeran que realmente eran buenos en su trabajo… sólo para al final ser derrotados y de la peor manera posible.

Porque al final casi lo de menos ha sido que la Legión se hiciera con toda la Lanza del Destino tras haber tenido que pasearse por una de las batallas más cruentas de la Historia de la humanidad. Y por cierto, me ha maravillado lo increíblemente sencillo que es, al parecer, encontrar el cuerpo de Sir Gawayn y luego la sangre de Cristo en plena Primera Guerra Mundial… Si Indiana Jones les hubiera tenido a su lado, las tres películas hubieran durado cinco minutos, porque eso es rapidez y encontrar objetos místicos a la primera.

Pero el caso es que, tras pasearnos un poquito por la historia, ver lo terribles que son las guerras y que las Leyendas consiguieran algo tan increíble como que los dos bandos firmaran un cese del fuego durante casi diez minutos… al final ha llegado la cruda realidad.

Y esa realidad ha venido en forma de doble traición. Por un lado la de Leonard, que al final ha resultado ser más real de lo que parecía a simple vista (el momento en que le pega el puñetazo a Mick ha sido muy “WTF”), pero por desgracia era el Leonard pre-Leyendas, por lo que sus intereses eran más personales que por el bien de la humanidad… Así, no necesitaba más que una charla de la Legión y que le dejaran caer que sus supuestos amigos le dejaron morir, para ir corriendo a por su antiguo compañero de fechorías: Mick Rory.

Y la de Mick ha sido la segunda traición, que por otro lado tiene bastante más sentido. Y vale que en ocasiones como esta semana ponen a Mick especialmente idiota (dudo mucho que una persona tan idiota como dicen que es hubiera sido capaz de sobrevivir durante tanto tiempo), pero incluso siendo tan idiota, Mick debe estar un poco hartito de que sus supuestos amigos sean los primeros en llamarle idiota.

Y así, entre insultos y una confianza entre él y el resto del equipo que siempre ha brillado por su ausencia; pues es hasta comprensible que se fuera con Leonard tan pronto como le tendiera la mano… Y si resulta que Leonard estaba con la Legión, pues ahora hemos pasado de tener el trío del mal al quinteto del mal. Y por lo que se ve, los malos no se piensan tanto el siguiente paso que van a dar, pues ha sido tener la lanza en su poder y activarla. Sí, señor, para qué perder el tiempo: ¿para que te la roben tus enemigos? Si es que los malos, si se caracterizan por algo, es porque son bastante más prácticos que los buenos.

Pero aparte de pasearnos por la Primera Guerra Mundial y asistir a una serie de traiciones, esta semana también hemos visto como las Leyendas volvían a servir de inspiración a un futuro genio. De este modo, si casualmente cuando conocieron a George Lucas acabaron metidos en un compactador de basuras bastante similar al de la Estrella de la Muerte, en esta ocasión hemos visto cómo llevaban a J.R.R. Tolkien un objeto mísico que revelaba un gran secreto a través del fuego, que siempre estaba tentando a todo aquel que le poseía, y que una compañía de hombres estaba intentando destruir, adentrándose para ello en uno de los lugares más tenebrosos del planeta.

Lástima que al final, el haber conocido e inspirado a J.R.R. Tolkien no haya servido para evitar que ahora la Legión del Mal esté muy por delante de ellos y a punto de cambiar la Historia de una manera irreversible.

The following two tabs change content below.

Barbara Cruz

Periodista y escritora a tiempo completo. En los ratos libres veo de todo y leo cualquier cosa que caiga en mis manos. Nunca se sabe cuál será mi nueva obsesión.

About Barbara Cruz

Periodista y escritora a tiempo completo. En los ratos libres veo de todo y leo cualquier cosa que caiga en mis manos. Nunca se sabe cuál será mi nueva obsesión.