La leyenda del cine Zsa Zsa Gabor muere a los 99 años

El 2016 se lleva a otra leyenda del cine: Zsa Zsa Gabor murió ayer, 18 de diciembre, en Los Angeles a los 99 años de edad tras varios años luchando contra diversos problemas médicos.

Nacida en Budapest como Sári Gábor en febrero de 1917, Zsa Zsa Gabor se mudó a Hollywood unos años después de haber ganado el concurso de Miss Hungría en 1936, huyendo de la Segunda Guerra Mundial que arrasaba Europa. No tuvo un fácil inicio en el mundo del cine, pues antes de convertirse en la estrella por la que todos la recordamos, actuó para diversos programas en la radio y televisión.

No fue hasta  la década de 1950 que debutó en el cine, concretamente en "Lovely To Look At" (1952) de Mervyn LeRoy, adaptando un musical de Broadway. A partir de ahí, apareció en todo tipo de películas junto a artistas de la talla de Ginger Rogers, Marilyn Monroe, Jerry Lewis o Dean Martin. Probablemente su papel más importante fuera junto a José Ferrer en "Moulin Rouge", en 1952, donde interpretó a la cantante Jane Avril, musa del pintor Toulouse-Lautrec. Otro de sus grandes trabajos sería en la gran "Sed de Mal" (1958) de Orson Welles.

A partir de los años 60 se centró más en papeles televisivos, actuando en numerosas series muy conocidas de la época como "Batman", "Bonanza", "Vacaciones en el mar" o incluso "El príncipe de Bel Air". Fue quizás su estatus de "socialité" en el entorno hollywoodiense lo que eclipsó su carrera como actriz, pues sus nueve matrimonios dieron mucho que hablar. Curiosamente, su matrimonio más duradero fue el último, con el alemán Frédéric Prinz von Anhalt, que se prolongó hasta el final.

Su salud comenzó a empeorar en 2002, cuando sufrió un accidente de coche por el que tuvo que estar hospitalizada durante varias semanas. Además, en 2005 sufrió una trombosis, quedando parcialmente inválida y en silla de ruedas. Tras varias cirugías y accidentes domésticos, en 2011 perdió gran parte de su pierna derecha por culpa de una gangrena. No acabaron ahí sus problemas, pues estuvo ese mismo año en coma durante cinco días. Por último, en diciembre de 2014, se anunció que estaba conectada a una máquina que le permitía seguir con vida hasta ayer, que sufrió un ataque al corazón en su casa. 

Parece que el 2016 no quería finalizar sin llevarse consigo a otro de los iconos hollywoodienses más longevos que se recuerdan. Descanse en paz.

 
The following two tabs change content below.

Natalia Méndez

Tenía algo parecido a una vida hasta que arquitectura y las series me la arrebataron. Todo empezó con Xena. Y Urgencias. Y Mujeres Desesperadas. Fan incondicional de Nathan Fillion y Felicia Day.

About Natalia Méndez

Tenía algo parecido a una vida hasta que arquitectura y las series me la arrebataron. Todo empezó con Xena. Y Urgencias. Y Mujeres Desesperadas. Fan incondicional de Nathan Fillion y Felicia Day.