Kubo y las Dos Cuerdas Mágicas

Kubo y las Dos Cuerdas Mágicas

Kubo y las Dos Cuerdas Mágicas

4.5 Stars

Summary

Kubo vive tranquilo junto a su madre en una aldea en Japón mientras se gana la vida contando historias con la ayuda de un shamisen mágico. Pero todo cambiará cuando tenga que ir en busca de una vieja armadura mágica que perteneció a su padre.

Coder Credit

Alejándose de la tónica de los grandes estudios como Disney-Pixar, Blue Skye o Illumination Entertainment que se basan todos en animación generada por ordenador, Laika se ha convertido en uno de los referentes fundamentales actuales de la animación stop motion. Lejos de ser una técnica nueva (hay películas creadas con stop motion que datan de principios del siglo XX) el estudio Laika se ha especializado y ha evolucionado su técnica de una manera asombrosa.

Tras “Coraline” (2009), “ParaNorman” (2012) y “Los Boxtrolls” (2014), llega “Kubo y las dos cuerdas mágicas”, el cuarto largometraje de este estudio, que supera ampliamente a algunas de sus predecesoras. Travis Knight, jefe de animación de Laika y que ha participado en todas las cintas del estudio, debuta como director con esta nueva aventura ambientada en Japón y que se ha servido de la impresión 3D para crear multitud de escenarios y personajes que nos quitan la respiración.

kubo-y-las-dos-cuerdas-magicas-2
Kubo junto a sus compañeros de viaje

Y es que da igual que la película tenga algunos giros bastante previsibles (no así su final, que me sorprendió favorablemente), la belleza de cada plano y la originalidad de la propuesta y del diseño de personajes te hacen olvidar esas pequeñeces. Te encuentras tan fascinado con lo que ves y lo que oyes (gran banda sonora de Dario Marianelli y atención a la canción de los créditos, versión de Regina Spektor de “While my guitar gently weeps” de los Beatles) que te dejas llevar por el ambiente de la película, pausado pero rico en detalles que te mantienen absorto en la historia.

El protagonista de dicha historia es un niño llamado Kubo, que se gana la vida contando historias mediante figuras de origami a las que da vida gracias a la música de un shamisen. Tras un trágico suceso, tiene que emprender la búsqueda (junto a una mona parlanchina y un hombre-escarabajo) de una armadura mágica que perteneció a su padre, y que necesitará para protegerse de ciertas criaturas que lo persiguen para arrebatarle algo suyo.

El reparto de voces original está lleno de estrellas: Art Parkinson (Rickon Stark en Game of Thrones) es Kubo, y está acompañado de Matthew McConaughey, Charlize Theron, Rooney Mara, Ralph Fiennes y Brenda Vaccaro. Quizás mis favoritas hayan sido las dos hermanas villanas (de las que no vemos sus caras pues se cubren el rostro con una máscara) que persiguen a Kubo, pues son especialmente espeluznantes, siendo sus voces el punto escalofriante que añade dramatismo a sus escenas.

Las hermanas no se lo van a poner fácil a Kubo
Las hermanas no se lo van a poner fácil a Kubo

Como ya dije, la animación en sí es uno de los principales atractivos de la película, pues parece increíble que estemos ante un largometraje creado con stop motion. Las secuencias en las que Kubo dobla los papeles formando figuras de origami mediante la magia son exquisitas, y la fabricación de las marionetas mediante impresión 3D les da una limpieza y definición asombrosas. Aún así, no estamos frente a una cinta que pretenda pasar por otra cosa que no es: los movimientos son clásicos del stop motion, que proporciona al filme ese tono característico artesanal tan propio de la técnica, pese a que hay escenas en las que se utilizan efectos digitales para conseguir resultados imposibles sólo con métodos físicos.

Como siempre, muchos pensarán que siendo una película de “dibujos” el público al que está orientada es el infantil, pero de hecho y como ya ocurre con muchas producciones de Pixar por ejemplo, esta cinta podrá disfrutarla cualquier persona de cualquier edad. Es más, yo diría que puede que los adultos la aprecien más que los pequeños, pues no tiene el ritmo frenético que poseen otras producciones que sí están más enfocadas a los niños y puede que eso aburra algo a alguien demasiado joven y acostumbrado a otro tipo de productos.

Sinceramente, es una de las mejores películas que he visto este año y nadie debería perdérsela. Y si eres fan como yo de los “making off” de este tipo de películas, YouTube está lleno de vídeos donde puedes ver cómo se desarrolla la magia detrás de las cámaras de “Kubo y las dos cuerdas mágicas”, y disfrutar de cómo construyen cada pieza que tendrán que ir posicionando cuidadosamente para grabar, aproximadamente, 2 segundos de película a la semana. Definitivamente, es increíble el trabajo que hay detrás de cada uno de estos largometrajes.

The following two tabs change content below.

Natalia Méndez

Tenía algo parecido a una vida hasta que arquitectura y las series me la arrebataron. Todo empezó con Xena. Y Urgencias. Y Mujeres Desesperadas. Fan incondicional de Nathan Fillion y Felicia Day.

About Natalia Méndez

Tenía algo parecido a una vida hasta que arquitectura y las series me la arrebataron. Todo empezó con Xena. Y Urgencias. Y Mujeres Desesperadas. Fan incondicional de Nathan Fillion y Felicia Day.