Juliette Binoche recibe en Madrid el primer premio Women In Action

Este sábado 18 de noviembre ha tenido lugar la entrega del primer premio Women In Action concedido por la Asociación de Mujeres y Medios Audiovisulaes (CIMA) y Movistar +. La entrega del premio tuvo lugar en la Fundación Telefónica de Madrid, donde previamente tuvo lugar una interesante charla sobre cine e igualdad entre la propia galardonada y la directora de cine Isabel Coixet.

Que en el mundo del cine apenas hay directoras es algo que, tristemente, todo el mundo sabe. Pero además de pocas directoras (sólo el 16% de las películas que se estrenan en todo el mundo están dirigidas por mujeres) también hay pocas productoras mujeres y lo mismo pasa con las guionistas (el 12% de todos los largometrajes que se escriben), las distribuidoras y el resto de labores que se desempeñan en el mundo audiovisual, aparte de las propias actrices.

Para que esa brecha entre hombres y mujeres desaparezca o al menos se vuelva cada vez más pequeña surgió Women In Action: una iniciativa diseñada para impulsar el trabajo de todas esas creadoras mujeres que sólo piden que se les de una oportunidad a la hora de mostrar sus proyectos y equipararse así a sus compañeros varones.

Y ese apoyo viene en forma de la beca New Women In Action, valorada en 8.000€ y con la que se ofrece a la ganadora la posibilidad de viajar al extranjero para cursar unos estudios especializados que después le permitirán desarrollar su propio largometraje y, de este modo, mostrar a todo el mundo esa idea, proyecto o historia que de otra manera jamás habría visto la luz.

Pero además de ayudar a las jóvenes creadoras, en Women In Action también se quiere premiar a esas mujeres que ya están contribuyendo a que la igualdad entre hombres y mujeres tanto delante como detrás de las cámaras deje de ser una utopía.

Para este primer año el premio de Women In Action ha recaído en la actriz y productora Juliette Binoche. Además de haber protagonizado decenas de películas donde mostraba a personajes femeninos dignos de admiración, también ha contribuido a dar voz a las mujeres creadoras por medio de su productora We do it Together, que precisamente permite que salgan adelante películas dirigidas y escritas por mujeres.

Para recibir el premio Juliette Binoche se pasó por el Espacio Fundación Telefónica de Madrid, pero antes quiso formar parte de un acontecimiento más que interesante. Una conversación con la directora Isabel Coixet, que además es cofundadora de la asociación CIMA que ha creado este premio y beca. Ante las personas que acudieron a este evento, incluyendo numerosas mujeres del mundo audiovisual que quisieron mostrar su apoyo a la iniciativa, Binoche y Coixet hablaron de cine, de igualdad, de lo que diferencia a una mujer de un hombre a la hora de crear e interpretar, junto a numerosas anécdotas.

¿Qué hay que hacer para conseguir la ansiada igualdad entre hombres y mujeres en el mundo audiovisual?

"No es cuestión de que las mujeres les quiten el trabajo a los hombres. Es cuestión de que las mujeres también tengan la oportunidad de contar y mostrar sus ideas y visiones del mundo, para no perder ninguno de los puntos de vista que existen en ese mundo".

"Siempre defenderé la necesidad de las mujeres a la hora de luchar por la igualdad de derechos con respecto a sus compañeros varones. Pero he de reconocer que, como actriz, cuando estoy trabajando en una película lo último en lo que pienso es en lo que me están pagando o si es más o menos que lo que le pagan al hombre que está sentado a mi lado. Evidentemente, no es justo que yo cobre menos por hacer el mismo trabajo, pero como actriz que soy creo que en esos momentos mi obligación debe centrarse exclusivamente en interpretar a un personaje y mostrar todos los sentimientos que el director quiere que se reflejen frente a la cámara".

Pero es cierto que cada vez hay más películas protagonizadas por mujeres que son fuertes e inteligentes junto a otras que, al igual que los protagonistas varones, se muestran humanos y cometen errores.

"Sí, es cierto. Pero en ese sentido hay que recordar que la mayoría de esas películas protagonizadas por mujeres suelen estar escritas, dirigidas, producidas y distribuidas por hombres. Y creo que hay que tener mucho cuidado a la hora de ver cómo un hombre muestra a mujeres que son aparentemente fuertes, porque puede volverse en contra de todas las mujeres y de la idea que se está dando de ellas".

Con una trayectoria tan larga como la suya a sus espaldas, ¿qué es lo que busca cuando va a interpretar a un nuevo personaje?

La decisión de escoger unos personajes u otros a la hora de interpretarlos no sólo define tu carrera sino también te define a ti misma como persona y mujer. En mi caso siempre me gusta interpretar a mujeres que pasan por toda una evolución y desarrollo a la hora de mostrar sus sentimientos. Y aunque eso puede ocurrir tanto en los dramas como en las comedias, y por eso he trabajado en ambos géneros, es verdad que al final la mayoría de la gente se queda sólo con esos personajes desgrarradores que he interpretado en los dramas. Pero saber que recuerdan a esas mujeres a las que he dado vida es un gran orgullo”.

¿Alguna vez ha pensado en dejar el mundo de la interpretación?

"Muchas veces me pregunto, cuando me levanto y tengo que ir a trabajar, por qué elegí esta profesión, ya que implica un desgaste emocional que no existe en otros trabajos. Sin emabargo, esa dificultad que exige ser actriz también es lo que permite poder hacer algo tan increíble y casi místico como es reflejar la vida pero sin ser tú misma. Es como salir de tu propio cuerpo para mostrar una emoción. Pero al mismo tiempo hacer eso te permite conectar con una parte más íntima de tu forma de ser y conocerte un poco mejor a ti misma. Y además, siendo actriz, es increíble la cantidad de información que recibo con cada nuevo personaje que interpreto... Por todo eso sé que jamás podré dejar esta profesión".

¿Y dar el salto a la dirección?

"Nunca me he atrevido a dar el salto a la dirección por varios motivos. El primero de ellos es que he tenido muchísima suerte a la hora de trabajar con directores increíbles por todo el mundo, por lo que no siento que se estén perdiendo historias o películas que yo podría hacer. Pero por otro lado tampoco he pensado en ser directora porque ese es un trabajo que exige muchísimo tiempo. Tiempo para escribir el guion y preparar todo el proceso, lo que me obligaría a dejar de trabajar como actriz, que no deja de ser lo que me permite vivir y alimentar a mi familia. Y como además de atriz también soy madre y esposa, debo dejar algunas cosas de lado para poder seguir cuidando de mi familia… Pero mi vida todavía no ha terminado, ni mucho menos, con lo que nunca se sabe qué es lo que ocurrirá más adelante".

Finalmente, cuando le tocó recoger el premio Women In Action, Juliette Binoche ofreció a todos los presentes estas inspiradoras palabras:

"Todos somos niños y niñas al mismo tiempo. Siendo mujer, desde pequeña estuve siempre en contacto con mi lado masculino y eso me ha permitido desarrollarme como persona. Por ello es tan importante que se permita a las mujeres creadoras escribir, producir y dirigir películas: para que todo el mundo pueda ver los distintos puntos de vista que tienen las mujeres y, de ese modo, que tanto mujeres como sobre todo los hombres puedan estar más en contacto con el lado femenino que todos tenemos. Si no ayudamos a que eso ocurra cada vez estaremos más y más distanciados los hombres de las mujeres, hasta que nos resulte imposible conectar los unos con las otras".

The following two tabs change content below.

Barbara Cruz

Periodista y escritora a tiempo completo. En los ratos libres veo de todo y leo cualquier cosa que caiga en mis manos. Nunca se sabe cuál será mi nueva obsesión.

About Barbara Cruz

Periodista y escritora a tiempo completo. En los ratos libres veo de todo y leo cualquier cosa que caiga en mis manos. Nunca se sabe cuál será mi nueva obsesión.