Hawaii Five-0 8×13: What Is Gone Is Gone

Hawaii Five-0 8x13: What Is Gone Is Gone

Hawaii Five-0 8x13: What Is Gone Is Gone

Series: Hawaii Five-0

3.5 Stars

Summary

Grover se encuentra con un hombre acusado de asesinato que amenaza con suicidarse, Lou tendrá que razonar con el tipo para evitar que se quita la vida mientras el resto del equipo investiga el caso.

Coder Credit

Después del gran episodio de la semana pasada, estamos ante un capítulo repleto de emoción pero mucho más tranquilo y pausado con Lou Grover como protagonista absoluto en una muy buena interpretación de Chi McBride. Es genial que les den episodios a los otros miembros del cinco cero, pero resulta agotador que los que están centrados en Lou sean tan dramáticos.

Para los que no sean fans del personaje, el episodio se les puede hacer algo pesado ya que el resto de integrantes del cinco cero están como meros figurantes excepto Steve que tiene algunos minutos más en pantalla. Tani y Junior se dedicarán a ir del escenario a la casa donde presuntamente asesinó a su mujer, en busca buscar pistas. Y Danny, pues está ahí por estar. Pero para aquellos a los que Lou nos cae bien, y disfrutamos de buenas actuaciones y capítulos distintos será un episodio que pase muy rápido pese, vuelvo a repetir, el drama constante en la vida del capitán.

Todo comienza con Lou y su hijo Will en el coche, oyen en la radio policial una alerta con la matrícula de un automóvil robado y justo se lo encuentran pocos minutos después. Lou decide acercarse al ver que el vehículo está parado tras haber chocado y ve al conductor armado y amenazando con quitarse la vida. Grover se pone a hablar con él para intentar tranquilizarlo mientras poco a poco va desgranando la historia del tipo, mientras Steve y los demás son avisados por Will y llegan hasta allí junto a la policía.

Todos están muy pendientes de Lou para actuar si las cosas se complican

McGarrett dejará que sea Lou el que lleve la negociación con el hombre, llamado Brad, pese a las reiteradas protestas de un experto en esta circunstancias. Lou y Brad van hablando de la situación que lo ha llevado a querer suicidarse y nos enteraremos que estaban a punto de detenerlo acusado de matar a su mujer por arrojarla por un balcón.

Todas las pruebas están en su contra: las frecuentes discusiones que oían los vecinos, la casa toda revuelta con evidentes signos de lucha, su ADN bajo las uñas de la mujer... Pero Brad insiste una y otra vez en su inocencia y Lou acaba creyéndolo, tanto que llega incluso a guardar su arma y a meterse en el coche con el tipo para intentar ganarse su confianza. Así vamos sabiendo la historia real de lo que sucedió, junto a varios flashbacks de cuando Lou vivía en Chicago y una situación con rehenes salió mal y que lo llevó a estar a punto de suicidarse.

Lou está dispuesto a proteger al hombre hasta que se sepa la verdad

Brad va soltándose y le explica que su mujer padecía una fuerte depresión, él intentó ayudarla y convencerla para que recibiera ayuda pero ésta se negaba. Nadie más sabía de su condición, pero la cosa se fue descontrolando cada vez más y más hasta que no podía soportar tanta presión y tras una discusión se marchó de casa para despejarse, y durante su ausencia fue cuando su mujer saltó por el balcón perdiendo la vida.

Brad explica que la policía no cree su historia pero Lou sí lo hace, y la investigación de Tani y Junior acaba por corroborar la versión del hombre de que ni siquiera estaba en el edificio cuando se produjo la muerte. Pueden situarlo saliendo de casa gracias a la grabación de un cajero automático y no hay otra zona de acceso al edificio, lo que prueba su inocencia.

La cosa habría quedado ahí, pero los informativos han informado de lo que ocurre y el padre de la mujer aparece armado dispuesto a matar a su yerno creyéndolo culpable. Es una suerte que su disparo no resulte mortal y puedan detenerlo antes de que lamentemos alguna desgracia.

El cinco cero demuestra la inocencia del sospechoso

De vuelta al pasado de Lou vemos que pasó por una depresión y quiso pegarse un tiro pero lo salvó el hecho de que su hijo Will se había saltado el colegio y estaba en casa. Luego fue a terapia y mejoró, hasta que finalmente consideró que lo mejor que podía hacer era marcharse de Chicago para comenzar en otro sitio, motivo por el que la familia se trasladó a Hawaii. En serio, ¿qué más cosas van a hacerle a Lou? Creo que ya lo han hecho sufrir bastante, podrían darle un poco de descanso.

The following two tabs change content below.

Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.

About Helena Rubio

Empecé en el mundo de las series acompañando a Mulder y Scully en Expediente X, luego seguí con Friends, CSI y otras cuantas, pero con Lost terminé de perderme. Cada año juro que no me engancharé a más series pero fracaso estrepitosamente, y mientras tanto hago malabares con los estudios.