El Hijo de Saúl

El Hijo de Saúl

El Hijo de Saúl

4.5 Stars

Summary

Auschwitz, 1944. Saúl Auslander es un prisionero húngaro que trabaja en uno de los hornos crematorios del campo de concentración. Sin esperanzas en el futuro, dedicará todas sus fuerzas a conseguir un entierro digno para un joven muchacho.

Coder Credit

La ganadora del Óscar a mejor película de habla no inglesa, lo es por méritos propios. Pese a que la premisa de la película puede resultarnos mundialmente conocida, Auschwitz, 1944; la película de László Nemes es mucho más que la historia del Holocausto, es más, diría que no es eso en absoluto.

Saúl Auslander (Géza Röhrig) es un prisionero judío, húngaro, que trabaja en uno de los hornos crematorios de Auschwitz. Tiene uno de los trabajos más complejos y horribles que alguien pueda tener, quemar a todos los cadáveres de los habitantes de su propio pueblo u otros prisioneros en general. Sin embargo, cuando un joven muchacho consigue sobrevivir a la cámara de gas, algo, aparentemente dormido se activa de nuevo en la mente de Saúl.

el-hijo-de-saúl

El chico, que finalmente fallece será el desenlace para que Saúl vuelva a ser una persona, y no una herramienta de los nazis. Saúl se embarcará en la peligrosa misión de conseguir darle al chico un entierro digno y judío, algo nada fácil en esas circunstancias. La búsqueda de un rabino para que oficie el entierro es solo uno de los obstáculos que tendrá que superar. En medio de su búsqueda, Saúl se alejará de sus compañeros que están planeando una rebelión para lograr escapar de tan terrible lugar.

Así Saúl prefiere no centrarse en escapar y sí en salvar los restos de un niño que ¿es su hijo? Es lo que él afirmará a varias personas en algunos momentos de la película. Sin embargo no es algo que diga al inicio y no tenemos forma de corroborarlo, más que fiarnos de la palabra de un hombre atormentado por su propio presente, y quizás por cómo desatendió a su hijo (sea el niño muerto o no) durante su pasado. ¿No sería incluso más bello que no lo fuese y vuelque sus últimas fuerzas en un niño desconocido?

el-hijo-de-saúl

László Nemes hace un trabajo sencillamente magnífico en la dirección de su primer gran filme. Una auténtica delicia para el espectador que verá los mejores planos secuencias de los últimos años. Algunos de ellos, grabados en un lago, hacen que tengamos que aplaudir el trabajo del cámara que tuvo que realizar semejante esfuerzo. La primera escena ya te muestra, sin palabras, lo que vas a disfrutar de la película. Es una fotografía donde la información que tenemos está limitada por la visión de un hombre, y sin embargo revivir dos de sus días supone una experiencia horrible. No es lo que se ve en primer plano, no es Saúl lo que pone los vellos de punta, sino todo su trasfondo.

Géza Röhrig, sin tener un guion extenso ni un discurso que llame a la humanidad o al terror de la época, que podría ser esperable en este tipo de películas, transmite tanto con solo fruncir el ceño o su mirada que se convierte en el alma no solo de una película, sino de toda una comunidad. Es cuando me pregunto ¿por qué Géza no consiguió nominación al Óscar a Mejor Actor? ¿Por ser su película extranjera? Porque si es así deberíamos replantearnos el método de elección de los nominados.

el-hijo-de-saúl

Un Röhrig que nos sonríe en una escena final sencillamente perfecta, bien hilada y a la vez sorprendente. El Hijo de Saúl termina de una forma que te dejará plantado en la butaca sin poder moverte al menos un par de minutos después.

El resto del reparto está completado por Levante Molnár, que interpreta a Abraham, el compañero más pragmático de Saúl que intenta devolverle a la realidad; Urs Rechn como Bierdermann; Todd Charmont como Braun o Jerzy Walczak, que da vida al sonderkommando Rabbi. Son los complementos perfectos al engranaje de esta película.

el-hijo-de-saúl

Esta no es la historia del holocausto nazi. Esta es la historia de un hombre que había perdido la fe en la humanidad, en la integridad y en la religión, y que se encuentra de repente escucando una voz en su interior que le hace tener esperanza en recuperar su propia moral. Una historia oscura para unos tiempos oscuros, donde un solo hombre nos recuerda que el ser humano es capaz de lo mejor y lo peor. Humanamente inmejorable.

The following two tabs change content below.

Beatriz Noria

Empecé a ver Perdidos y ya no paré... Con Como Conocí A Vuestra Madre conocí lo mejor y lo peor de este mundo. Adicta a cualquier pantalla que emita series o películas. Mientras cargan, trato de estudiar algo.

About Beatriz Noria

Empecé a ver Perdidos y ya no paré... Con Como Conocí A Vuestra Madre conocí lo mejor y lo peor de este mundo. Adicta a cualquier pantalla que emita series o películas. Mientras cargan, trato de estudiar algo.