Cuarto Milenio: La exposición

El mítico programa de Cuarto Milenio está estos días de exposición. Todo el que quiera podrá acercarse a ver las creaciones de Juan Villa, encargado de representar a todas las criaturas, seres y monstruos de los que se hablado en el programa, y que Iker Jiménez lleva conduciendo desde hace más de 10 años... Todo un record hoy en día.

La exposición solo estará abierta hasta el 26 de abril, en un escenario tan apropiado como es la Casa de América de Madrid, situada junto al antiguo Palacio de Linares y toda la leyenda que le rodea.  Así que no perdáis ocasión para ir con cámara de fotos en ristre y, quién sabe, con suerte acabáis fotografiando algo más que las momias, muñecos diabólicos y criaturas que aparecen en la exposición.

PENTAX DIGITAL CAMERA

La exposición se divide en cinco salas muy bien diferencias entre ellas, y que además han sido perfectamente ambientadas. Para empezar, una recreación del famoso salón en que aparecieron las Caras de Bélmez recibe al visitante, dejando claro que esa exposición no es una al uso. Y que si en cualquier otro museo uno podría pasarse horas frente a una escultura para asombrarse de su belleza, aquí pasa lo mismo pero uno no se asombra de la belleza, sino que simplemente se asombra… Mientras siente un pequeño escalofrío cada dos por tres.

En apariencia lo que vemos es un pequeño salón, de lo más sencillo y humilde. Pero cuando nos acercamos al mismo y empezamos a ver las caras que misteriosamente han ido formándose en el suelo paredes de ese humilde salón, desde hace ya más de 50 años… entonces no parece tan sencillo.

PENTAX DIGITAL CAMERA

Lo curioso de este escenario y el resto de los que se presentan en la exposición, es que el visitante probablemente ya habrá visto esas imágenes infinidad de veces. No deja de ser una exposición hecha para los fans del misterio y lo inexplicable que han visto el programa de Cuarto Milenio o han surcado la Red buscando información al respecto… Pero por mucho que uno sepa lo que va a haber, la realidad (o la copia de la realidad que ha creado Juan Villa y que parece real) supera a lo que imaginábamos.

Tal es así que, aunque supiéramos que era falso ese salón, o que los famosos muñecos diabólicos (otra de las salas más aclamadas de la exposición) no eran los de verdad… como que no te apetecía quedarte a solas con semejantes compañeros. Un logro que no es fácil de conseguir, y es por ello que Juan Villa no puede sino ser llamado artista con todas las letras.

PENTAX DIGITAL CAMERA

Pero no hay que olvidar que estamos hablando de una exposición, y como tal su función es la de informar. Y aunque no haya grandes textos explicativos a lo largo de sus cinco salas, pues es ante todo una exposición muy visual, lo que hay son murales que hacen un repaso, por medio de la prensa de la época y los descubrimientos más recientes, que permiten que sea el propio visitante el que descifre lo que está viendo realmente…

Aunque es evidente que la muestra está pensada para los que ya vienen sabiendo parte de la historia (las caras de Bélmez, la historia de los muñecos, los asesinatos de Jack el destripador, etc.), con lo que no se han explayado mucho en esta parte, dando por hecho (y con razón) que si a alguien le interesa saber más, ya se dedicará a investigar por su cuenta.

PENTAX DIGITAL CAMERA

Es esto lo que más diferencia la exposición de Cuarto Milenio con una al uso. No está pensada para que el visitante aprenda, sino para que el visitante vea la punta del iceberg de algo que ya le interesaba previamente, y a partir de ahí seguir ampliando sus conocimientos del tema en cuestión… Curioso pero muy efectivo para una temática que, por desgracia, siempre ha sido despreciada por la mayoría (tanto creyentes en el misterio como no) y que rápidamente desechaban la profesionalidad de los que explicaban el tema, aduciendo que eso no era periodismo de verdad…

Y sin embargo lo es, porque no deja de estar explicando algo desconocido por la mayoría, y encima se hace aportando hechos para que sea el espectador o visitante (u oyente, pues Milenio 3 lleva más de 10 años en las ondas) quien saque sus propias conclusiones.

PENTAX DIGITAL CAMERA

Ejemplo de ello lo tenemos en otras de las salas de la exposición. Tal vez podrían parecer menos espectaculares comparadas con la de los muñecos o el salón de María Gómez, dueña de la casa de Bélmez, pero son información pura y dura.

Tenemos por un lado la zona dedicada a la criptología, donde se mezclan animales mitológicos tal y como se describían en la literatura clásica, junto a otros seres (resulta extraño llamarles animales) que poblaron la tierra hace millones de años pero que no tienen precisamente aspecto de dinosaurio, y otros que en teoría existen en alguna zona recóndita del planeta.

PENTAX DIGITAL CAMERA

Otra de la zona interesante de esta exposición, y que en principio podría alejarse de lo que entendemos por cosas misteriosas y sobrenaturales, es la dedicada a la investigación pura y dura. La sala denominada Zona CSI, nos acerca a los primeros experimentos que se realizaron hace décadas para descubrir el funcionamiento del cerebro… Experimentos poco humanos, pero que no hay duda contribuyeron a que hoy sepamos un poco más de lo poco que sabemos del funcionamiento del cerebro.

La parte dedicada a los inventos también despierta interés. Y aunque la mayoría de las maquetas expuestas pertenecen a las famosas máquinas de Leonardo da Vinci, que son conocidas por todos (desde hace unos diez años aquí ha habido un boom por conocer más de este genio) destacan otros inventos menos conocidos pero igualmente sorprendente. Es lo que ocurre con el primer ebook (años 40 del siglo XX) o los primeros trajes de buzo, y que fueron creados por un español

PENTAX DIGITAL CAMERA

Curiosamente, la exposición ofrece un sin fin de obras artísticas que uno no pensaría encontrarse allí. Relieves del Imperio asirio y época sumeria, junto a otros del reinado de los faraones y que recuerdan que, si uno quiere, podría rastrear la presencia de visitantes del espacio durante toda la historia de la humanidad.

Y luego están esas representaciones que difícilmente podrían encontrarse en un museo, como son las de los míticos marcianitos verdes. Desde la representación clásica del hombre bajito y cabezón que bebe directamente del famoso alien de Roswell (video de la autopsia de un extraterrestre que resultó ser falso pero que ya forma parte del imaginario popular) a otros más curiosos, extraños y divertidos que intentan ofrecer un variado ejemplo de cómo se imagina el mundo que son los aliens, o cómo son esos aliens que muchos aseguran haber visto con sus propios ojos.

PENTAX DIGITAL CAMERA

Sí. Esta parte puede ser tachada como la menos seria en tanto que solo se basa en descripciones de gente que asegura haberlos visto, y que no hay tanta documentación detrás como con otros objetos de la exposición (entre otras razones, porque mucha de esta información sigue estando clasificada a día de hoy) pero… en fin, ¿qué sería de la vida sin un poco de misterio?

Una última recomendación antes de acabar: Si todavía no habéis comprado vuestras entradas y queréis ir, si podéis intentar ir a medio día entre semana. Si, es verdad que no todos tenemos el lujo de poder elegir la hora, pero os aseguro que agradeceréis ir en ese horario, ya que es cuando menos gente hay y más se disfruta de una exposición. Pues demasiada aglomeración puede acabar con esa sensación de misterio y sobrecogimiento que uno espera encontrarse en la Exposición de la Nave del misterio.

The following two tabs change content below.

Barbara Cruz

Periodista y escritora a tiempo completo. En los ratos libres veo de todo y leo cualquier cosa que caiga en mis manos. Nunca se sabe cuál será mi nueva obsesión.

About Barbara Cruz

Periodista y escritora a tiempo completo. En los ratos libres veo de todo y leo cualquier cosa que caiga en mis manos. Nunca se sabe cuál será mi nueva obsesión.