Castle 8×13: And Justice For All

Castle 8x13: And Justice For All

Castle 8x13: And Justice For All

Series: Castle

3 Stars

Summary

Castle tiene que infiltrarse en una clase de inglés para extranjeros e intentar descubrir quién mató a uno de los alumnos de la clase.

Coder Credit

Las temporadas de Castle siempre flojean algo entre los capítulos 11 y 14 y este año parece ser que la tendencia sigue siendo la misma. Tras el caso más bien decepcionante de la semana pasada, esta semana nos encontramos ante un episodio que tampoco llega a la altura de otros, aunque nos ofrece algunos buenos momentos y alguna que otra pista sobre lo que puede ocurrir próximamente.

El capítulo comienza con un asesinato brutal en el que un cuidador del zoo muere mientras le daba las buenas noches a todo tipo de reptiles. Castle por su parte, se pelea con el cursor de su ordenador, que lo desafía, parpadeando, a que escriba algo de su próximo bestseller sin que Rick, desgraciadamente, pueda aceptar el desafío, pues está bloqueado. Kate tampoco es de mucha ayuda, pues le niega la petición de acompañarla en su nuevo caso.

Pero como Beckett le sugiere que vaya a su Agencia de Detective Privado, eso es lo que hace, a ver si Alexis y Hayley tienen algún caso interesante entre manos. Mientras, Kate llega a la escena del crimen, pero tienen un problema al identificar la víctima, pues ha acabado en un tanque con serpientes venenosas y Pearlmutter (hoy lo tenemos a él en vez de a Lanie) no puede acceder al cadáver.

Hoy tenemos a Pearlmutter con su barba hipster
Hoy tenemos a Pearlmutter con su barba hipster

La racha de mala suerte de Castle sigue, pues ninguno de los casos en los que trabajan su hija y Hayley es digno de su interés y sólo cuando ve en la tele el caso del cadáver rodeado de serpientes, se alegra un poco. Aunque se cuela en el depósito y Pearlmutter (que es el único que se alegra de que Castle y Beckett hayan roto e incluso trata de emparejar a su hermano gemelo con Kate) intenta echarlo de allí a patadas como siempre, Kate no da su brazo a torcer y le reitera que no puede trabajar en este caso.

Ah, pero eso no puede pasar, esto es Castle y hay que encontrar una manera de que Castle trabaje con la policía sin que Loksat se huela algo (la verdad es que no sé cómo eso sigue dando resultado pero bueno, vamos a hacer uso de la “suspensión de la incredulidad” y creernos que la treta funciona 100%). La ocasión se presenta cuando descubren un mensaje de texto en el móvil de la víctima con una sintaxis un poco rara y Kate le encarga a Castle que se infiltre en la clase de inglés a la que iba el cuidador del zoo e intente descubrir cuál de los compañeros de clase mandó el mensaje.

Allí que va Castle, que se infiltra esta vez como alumno, un alumno canadiense, de la parte francesa de Quebec, y vemos cómo Castle intenta, con cierto éxito, poner acento francés y chapurrear literalmente dos palabras en ese idioma. Cuando identifica al que escribió el mensaje y Ryan y Espo quieren interrogarlo, pero piden ayuda a Hayley, pues el hombre es de Newcastle y no entienden ni papa con ese acento cerrado.

Castle se toma en serio lo de ir de infiltrado
Castle se toma en serio lo de ir de infiltrado

Pista tras pista van cerrando el cerco, parece que todo tiene que ver con un juez al que le encanta mandar a inmigrantes deportados de vuelta a sus países. Con la ayuda de los alumnos de la clase y alguna que otra treta para intentar conseguir una confesión, al final acaban arrestando al profesor de inglés, pues estaba compinchado con el juez y le proporcionaba información sobre inmigrantes para deportarlos y había matado al cuidador porque lo había descubierto todo.

Destaco dos escenas del capítulo, una por su importancia y otra porque refleja la realidad de Estados Unidos y es de agradecer que de vez en cuando se admita la verdad del país. La primera es la que nos deja ver lo que ocurrirá en próximos episodios, pues cuando Castle prueba una comida coreana que prepara una de las alumnas, le vienen a la mente retazos del tiempo en el que estuvo desaparecido. Aunque al principio piensa que estuvo en Corea, pronto se da cuenta de que no estuvo allí, sino en el barrio coreano de Los Ángeles.

Ryan trabajando codo con codo con Kate
Ryan trabajando codo con codo con Kate

La otra escena destacable tiene lugar casi al final del capítulo, cuando Castle invita a todos los alumnos a tomar algo en su casa. Castle, ante el asombro de todos, desvela que la comida que les ofrece hoy es la típica comida americana. Nadie parece entender lo que quiere decir, porque lo que ven ante sus ojos son comidas de todas partes del mundo, pero es entonces cuando Castle se explica: un país como Estados Unidos no sería lo que es si no fuera por la diversidad que todas las culturas aportan, y les dedica a todos ellos la velada.

Al mismo tiempo, los alumnos se enfrentan a un problema que, sin embargo, se resuelve rápidamente: se han quedado evidentemente sin profesor y eso les preocupa, pero ¡sorpresa! Aunque piensan que va a ser Castle el nuevo profesor porque han visto que un tal Castle va a encargarse de la clase, no es Rick sino Alexis quien les dará clases de inglés. Un giro que me ha agradado y aunque supongo que no la veremos en acción frente a la clase, me habría gustado verla en el papel de profesora.

¿Qué os ha parecido este capítulo? ¿Estáis deseosos de saber más sobre los meses en los que Castle estuvo desaparecido como yo? ¡A ver si la próxima semana nos aclaran algo!

The following two tabs change content below.

Natalia Méndez

Tenía algo parecido a una vida hasta que arquitectura y las series me la arrebataron. Todo empezó con Xena. Y Urgencias. Y Mujeres Desesperadas. Fan incondicional de Nathan Fillion y Felicia Day.

About Natalia Méndez

Tenía algo parecido a una vida hasta que arquitectura y las series me la arrebataron. Todo empezó con Xena. Y Urgencias. Y Mujeres Desesperadas. Fan incondicional de Nathan Fillion y Felicia Day.