Animales Nocturnos

Animales Nocturnos

Animales Nocturnos

4 Stars

Summary

Susan es una galerista de arte que siente que su vida es muy superficial y frívola. Pronto se ve inmersa en la primera novela que ha escrito su exmarido y que le ha enviado por correo.

Coder Credit

Más de siete años han pasado desde que Tom Ford dirigió su ópera prima en 2009, “Un hombre soltero”, y en 2016 ha vuelto con su segunda película. “Animales Nocturnos” llegó a nuestros cines el pasado mes de diciembre con un elenco cargado de estrellas encabezado por Amy Adams.

Basada en la novela “Tony and Susan” escrita por Austin Wright en 1993, “Animales Nocturnos” narra la historia de Susan Morrow (Amy Adams), una galerista de arte que nota su vida algo vacía y no disfruta demasiado con su trabajo. Todo cambia cuando un día recibe una copia de la primera novela de su exmarido, Edward Sheffield (Jake Gyllenhaal), con claros paralelismos entre los protagonistas y ellos mismos y se ve inmersa en el mundo y la historia violenta que ha creado Edward en sus páginas.

La película se va desarrollando a caballo entre la historia que va leyendo Susan y la vida actual de la galerista, casada con Hutton Morrow (Armie Hammer), un médico que pasa bastante tiempo ausente, y podemos ver también flashbacks con Susan y Edward en el pasado. Puede parecer algo lioso, pero en realidad está muy bien equilibrado y no pierdes el hilo en ningún momento. Es más, desde aquí mis felicitaciones al departamento de maquillaje, pues con unos toques sutiles Amy Adams rejuvenece ante nuestros ojos de manera clara y para nada exagerada.

La historia dentro de la historia está protagonizada principalmente por Tony Hastings (Gyllenhaal) y Bobby Andes (Michael Shannon), un sheriff que ayudará a Tony de manera bastante curiosa. Además, en el relato también veremos a Isla Fisher como Laura Hastings, a Ellie Bamber como India Hastings, la hija de Laura y Tony y a Aaron Taylor-Johnson, que interpreta a un Ray Marcus muy macarra y que traerá problemas a la familia.

Cuando dije que el elenco estaba lleno de estrellas, no bromeaba, pues además de todos estos grandes actores y actrices, veremos también aunque brevemente a Michael Sheen, a Laura Linney y a Jena Malone. No hay ninguno que desentone en la cinta y todos nos ofrecen un trabajo impecable. Destaco especialmente a Michael Shannon y a Taylor-Johnson, este último me ha sorprendido gratamente, y no hace falta decir que Amy Adams nos deja otra interpretación de gran calidad, como es de costumbre.

Los dos “mundos” que nos presenta el largometraje contrastan entre sí de manera clara. Del mismo modo en que Susan piensa que vive en un mundo que no es real, así nos parece a nosotros mientras vemos cómo esta “alta sociedad” se comporta en el ambiente en que se mueven. Por el contrario, el relato comienza a ser igual de absorbente que le parece a Susan y tiene un toque de realidad y crudeza que nos hace conectar con él.

Viniendo del mundo de la moda no es de extrañar que Tom Ford se recree en el ambiente lujoso de la vida de Susan, en la que todo lo que le rodea es de diseño y ofrece planos muy limpios y calculados. El arte de su galería es quizás tan frívolo como se siente ella, aunque la presentación de los créditos iniciales no dejará a nadie indiferente. Pero no nos equivoquemos, las secuencias del relato, ambientado en una carretera que cruza un terreno muy árido, son igualmente bellos y estudiados.

¿Es este el relato de una venganza? ¿De una pareja rota por un terrible suceso y las diferencias entre ellos? ¿O hay algo más? Personalmente, cuando salí del cine el final me dejó algo desconcertada y decepcionada por su debilidad, pero ciertos elementos y frases que se repiten a lo largo de la película y algún que otro detalle “molesto” me llevó a interpretar la película de manera diferente a como parece que todos hacen (sí, fui a mirar si alguien más pensaba como yo y sólo encontré a una persona), apreciando más la historia que acababa de ver ante mí.

Lo positivo de todo esto es que no sales de la película indiferente, pues da pie a que encuentres significados ocultos y a interpretar la historia de varias maneras. Lo malo es que no puedo hablar de ello en esta crítica por motivos evidentes, pero ya estoy deseando poder verla otra vez y poner a prueba mi teoría. Quizás la única forma de saberlo a ciencia cierta sea hablando con el mismo Tom Ford, quien no sólo dirigió la cinta sino que también se encargó de escribir el guión adaptando el libro a la gran pantalla.

The following two tabs change content below.

Natalia Méndez

Tenía algo parecido a una vida hasta que arquitectura y las series me la arrebataron. Todo empezó con Xena. Y Urgencias. Y Mujeres Desesperadas. Fan incondicional de Nathan Fillion y Felicia Day.

About Natalia Méndez

Tenía algo parecido a una vida hasta que arquitectura y las series me la arrebataron. Todo empezó con Xena. Y Urgencias. Y Mujeres Desesperadas. Fan incondicional de Nathan Fillion y Felicia Day.